S MODA + Britax Römer

¿Qué tiene esta silla de bebé para haber sido nombrada la más segura del mercado?

En verano, la época en la que más nos movemos en coche, es imprescindible que garanticemos la seguridad de los más pequeños antes de arrancar. Según el último test de sillas de coche, esta es la mejor para niños desde el nacimiento hasta los 4 años.

Las sillas para bebés son absolutamente imprescindibles para cualquier viaje en coche.

Ya ha llegado el verano, la época del año en la que más nos movemos en coche. El pasado verano la DGT registró 87,6 millones de desplazamientos por carretera entre julio y agosto. La seguridad es importante para toda la familia, pero especialmente para aquellos que todavía no pueden valerse por sí mismos a la hora de la conducción responsable.

Las medidas de seguridad para los más pequeños han evolucionado y se han ido perfeccionando en los últimos años. Mejor no pensar ahora en las primeras sillas para bebés que tenían los primeros automóviles, que por ser no eran ni sillas: los niños más pequeños eran metidos en una especie de saco que era luego atado al vehículo para evitar que pudiesen salir despedidos en caso de colisión. Las primeras sillas tal y como las conocemos hoy nacieron en los años treinta a la vez que Henry Ford empezaba a perfeccionar la fabricación de automóviles en cadena, pero por aquel entonces su objetivo era más la comodidad de los padres (elevar a los niños sobre el asiento para que tuviesen más visibilidad pudiesen ser controlados) que la seguridad de sus hijos. No fue hasta los sesenta cuando sus formas y medidas empezaron a preocuparse en profundidad por la seguridad del pequeño. Las sillas empezaban a ser fabricadas no solo para acomodar al niño, sino para protegerlo en caso de accidente.

Para esa tarea los fabricantes de sillas de bebé se asociaron con padres y entidades médicas. En esa época, en los años sesenta, la empresa Britax Römer comenzó a fabricar sillas de bebé. Una tarea con la que ha seguido más de cincuenta años y que ha ido perfeccionando hasta conseguir ser todo un referente en seguridad infantil en el automóvil y lograr más de un centenar de reconocimientos en los tests de sillas de coche.

Es el caso de la nueva Swingfix i-Size, que ha obtenido la mejor puntuación lograda por una silla apta desde el nacimiento hasta los 4 años en el último test llevado a cabo por las entidades alemanas Stiftung Warentest y ADAC, cuyos resultados también publican el RACE o la OCU, destacando especialmente en el apartado de seguridad.

¿Qué convierte a una silla de bebé en la más segura del mercado? Para empezar, la Britax Römer Swingfix i-Size es una silla formulada para llevar a un niño a contramarcha desde el nacimiento hasta los 105 cm de estatura (unos 4 años). Está demostrado que esta es la forma más segura de viajar para ellos: en caso de impacto frontal, esa orientación es la que más protege la cabeza y las vértebras cervicales.

Además, cuenta con el prestigioso Plus Test sueco, una exigente prueba que mide la capacidad de una silla para proteger la cabeza y el cuello de un niño en caso de colisión frontal, y que solo han logrado superar unas pocas sillas exclusivamente a contramarcha.

La nueva Swingfix i-Size ha obtenido la mejor puntuación lograda por una silla apta desde el nacimiento hasta los 4 años.

Dotada de Isofix y pata de apoyo, su instalación es muy sencilla. La silla se gira 90º hacia ambas direcciones para poder colocar al pequeño fácilmente y tiene seis posiciones de reclinación, desde la más recostada para recién nacidos a otras más erguidas para niños de más edad. Uno de sus elementos más aplaudidos es el reductor para recién nacidos, que mantiene al bebé protegido gracias a los elementos de absorción incluidos.

El reposacabezas en forma de V controla el movimiento de la cabeza del pequeño en caso de colisión lateral y hace, además, que los viajes sean más cómodos para él. Para protegerlo en caso de colisión están pensadas las almohadillas para el pecho que ofrece el arnés, fabricadas en neopreno, y el sistema de absorción de impactos laterales SICT inside, integrado en la carcasa de la silla.

La silla está fabricada en Alemania, mientras que sus tapizados, producidos en Europa, se retiran con facilidad para poder lavarlos a máquina.

Modelo Britax Römer Dualfix i-Size, que gira 360º.

Britax Römer ofrece también la Dualfix i-Size, que gira 360º y obtuvo la mejor calificación de todas las sillas de estas características en el estudio.

Este modelo comparte las características de seguridad, diseño y confort de la Swingfix i-Size, y solo se diferencia por permitir, de forma opcional, que el niño viaje en el sentido de la marcha en las etapas más avanzadas (nunca antes los 15 meses y 76 cm de estatura).

No obstante, se recomienda que el niño viaje a contramarcha el mayor tiempo posible (o sea, con la silla colocada de espaldas a la parte frontal del automóvil). De hecho, si la Dualfix i-Size se usa únicamente a contramarcha hasta los 4 años, el comportamiento en seguridad es el mismo que el de la Swingfix i-Size, que obtuvo la mejor puntuación de todo el test en este apartado.

Las sillas para bebés son absolutamente imprescindibles para cualquier viaje en coche, por corto que sea. Analizando los datos de la DGT encontramos con un bajísimo índice de mortalidad u hospitalización de bebés y niños en accidentes de coche gracias a la efectividad de estos productos. Las sillas de coche para niños llevan años evitando muertes y heridas. Por eso este verano, antes de hacer ningún otro plan, asegúrate de que tienes una silla y está entre las más seguras del mercado.

Britax Swingfix i-Size es una silla formulada para llevar a un niño de cero a cuatro años en contramarcha. Está demostrado que esta es la forma más segura de viajar para ellos.

Etiquetas: |
  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa