La madrileña que pasó de ser ‘au pair’ en Londres a cantante de éxito que apoya a los refugiados LGTB+

Sara Rioja lanza en febrero Untie the Ropes con su banda Komraus. Destinarán parte de los beneficios de su gira a la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR).

La madrileña que pasó de ser ‘au pair’ en Londres a cantante de éxito que apoya a los refugiados LGTB+

Sara Rioja, actuando en Jazz in the Park el año pasado.

El 15 de febrero Komraus lanza su primer álbum, Untie the Ropes, que conllevará una gira por Reino Unido, España, Holanda y Bélgica. Pero la madrileña Sara Rioja lleva años trabajando para que esto sea una realidad. Hizo Historia del Arte en la Complutense, aunque tenía claro que los escenarios eran su meta. Por eso, a la vez se formó en arte dramático con Jorge Eines, de la Resad, estudió jazz en la Escuela de Música Creativa de Malasaña y se examinó de canto clásico en la Royal Academy of Music. “En cuanto me independicé me fui a vivir a una callecita de Chueca con otros amigos, todos músicos, hacíamos fiestas, tocábamos…”, recuerda. De allí surgieron algunos proyectos, pero decidió hacer las maletas y partir rumbo Londres.

“Me fui solo con mi guitarra, mi teclado y 200 euros”, rememora. Eso ocurrió hace nueve años; ahora ya tiene la nacionalidad británica, aunque no está conforme con el Brexit. “Cuando llegué a Londres sentía que necesitaba explorar otros horizontes. Me vine a probar, me quedé durmiendo en casas de amigos de amigos, pero decidí que me quería quedar, conocer productores, seguir haciendo música”. Para lograrlo, comenzó a trabajar de au pair. “No sabía por dónde empezar, y me surgió un trabajo en una casa que fue una suerte: vivía en Nottinhg Hill, tenía un ático para mí y por las mañanas me dedicaba a explorar hacia dónde dirigirme, a contactar con productores…”, explica.

Porque si algo tenía claro era que ella tenía que labrarse su propia suerte: “Contacté con John Robertson, productor de Morcheeba y Grace Jones, grabé con él. Decidí decir ‘Aquí estoy yo’. No tengo vergüenza y tiro para delante. A la vez me puse a trabajar de project manager en diferentes proyectos artísticos para otros clientes, daba clases de canto, ejercía de consultora…”.

Sara Rioja, con sus compañeros de Komraus.

También dio clases en las escuelas de música Point Blank y BIMM, durante tres años. “Conocí al jefe de uno de los departamentos de BIMM y me dijo que le encantaba mi actitud y que necesitaba mujeres en su área. Era verdad. Fue muy bonito, porque venían alumnas a decirme que verme era un ejemplo de que las cosas pueden pasar siendo mujer y eso me daba muchísima fuerza”, señala. “Aunque la situación ha avanzado, todavía tiene que cambiar más y que haya más presencia femenina en la dirección artística o la producción”, admite. Ella decidió no esperar a que llegaran las cosas y ponerse al frente de su proyecto.

“Hacía cuatro años había escrito las canciones y planteado la idea con el productor Martin Komraus. El proyecto estaba metido en un cajón y decidí sacarlo de ahí. Al final los músicos ahora estamos siendo todos nuestra propia empresa. Yo pasaba de esperar, tenía esa idea, busqué buenos músicos y en 2017 nos pusimos a ensayar a tope”, cuenta. Y empezaron a colaborar con Pedro Caxede como director artístico para sus vídeos y su imagen. Su música combina trip-hop, electrónica y jazz. Reconoce que entre sus inspiraciones están Portishead, Florence & The Machine o la joven artista noruega Aurora.

Ese mismo verano de 2017 Komraus empezó a dar conciertos por Londres. Y poco a poco un concierto llevó a otro, agotaron entradas en The Victoria, surgió una gira por Suecia, una actuación en Corfú, la participación en Jazz in the Park en Rumanía… Todo ese movimiento la llevó a decidir apostarlo todo a su proyecto y financiar la grabación de su primer disco, Untie the Ropes (libérate de las ataduras). Y a apoyar a la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR) con segundo single, que lleva el mismo título que el álbum. “Creo que los artistas tenemos la posibilidad de dar voz a cosas que mucha gente piensa”, sostiene. Para ella, el tema “habla de liberación personal, de creer en ti mismo y quitarte todo tipo de capas, cuerdas o ataduras que te prohíban ser quien eres; por eso me pareció idóneo para apoyar a ese sector LGTB de los refugiados, porque no solo están teniendo que dejar su país, sino que además tienen otro tipo de problemas a los que enfrentarse, que muchas veces vienen de dentro, de su propia casa”. 

Además, para Sara este tema también supuso una liberación a nivel personal: “A través de estos muchos años he descubierto la bisexualidad y reconozco que en mi pasado no he estado tan abierta a ello por los prejuicios en los que muchos estamos educados, y este tema es como una especie de autorreafirmación que me sirve también para pedir perdón, porque a veces, por esos prejuicios, estás rechazando a la gente que más quieres o a ti mismo”.

Asegura que parte de los beneficios de la gira que en abril traerá al grupo a España (actuarán en la sala Galileo Galilei de Madrid el 23, el 24 en la Sala X de Sevilla, el 26 en Guitar BCN y el 27 en la Sala Matisse de Valencia) los destinarán a “apoyar las iniciativas de CEAR”. Y confía en que pronto se produzca el salto a Estados Unidos: “Una vez habíamos grabado el disco nos llamó M.A.R.S. Label Group, una discográfica de Ámsterdam que también tiene oficinas en EE UU [donde es parte del grupo Sony] nos llamó para firmar con ellos, y ese será el siguiente paso que daremos”.

0 Comentarios
Mostrar más

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?

REGÍSTRATE

  • También en Flipboard

    App S Moda

    También en Flipboard

  • Este mes en

    S Moda

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa