Diez estrategias para que uses condón

Humor, ironía, ingenio y trasgresión son algunos de los ingredientes de los mejores anuncios de preservativos. He aquí nuestro top ten.

cover

Foto: YouTube

Si hay una parcela en la que se fusionan sexo y humor, esa es la de los anuncios de preservativos, un bombón para los publicitarios y creativos que pueden dar rienda suelta a la imaginación con ingredientes tan trasgresores y estimulantes como la sexualidad, la ironía y algunas situaciones difíciles que todos hemos vivido alguna vez: pedir condones en una farmacia cuando éramos muy jóvenes y nos daba vergüenza, tratar de convencer al chico para que se lo ponga o ser pillado in fraganti por tus padres o pareja –difícil decidir que opción es la peor-.

Muchos anuncios de profilácticos figuran en el ranking de los más ingeniosos y muchos de ellos engrosan también las listas de publicidad prohibida por su alto contenido sexual. A finales del pasado año en Australia, país con fama de tolerante y permisivo, las autoridades vetaron la emisión en televisión de un anuncio de preservativos de la marca Four Seasons, el motivo que se dio es que el spot contenía un exceso de acción sexual y que dejaba al descubierto demasiada carne. Como suele ocurrir en estos casos, la revancha llegó con Internet donde el vídeo se convirtió en viral. Juzguen ustedes mismos si la cosa era o no para tanto.

Cierto que había carne en el asador pero en ningún momento se veían zonas erógenas ni mucho menos genitales, y yo hasta diría que las tomas estaban tratadas con bastante asepsia y escasez de morbo. David Coral, Presidente Grupo BBDO&Proximity España, afirma que “hace 15 ó 20 años había más permisividad en estos temas. Últimamente se penalizan bastante las marcas que hacen un uso muy frívolo del sexo cuando no lo necesitan, pero en un anuncio de preservativos está más que justificado”. La agencia de publicidad en la que David trabaja de presidente, Contrapunto BBDO, fue la creadora del conocido slogan “Pontélo. Pónselo” en 1990 y que se ha convertido en una frase hecha, señal de su éxito y acierto. “Dudo mucho que esa campaña pudiera emitirse ahora. En aquel entonces también hubo dudas sobre si se le daría la luz verde y hubo ministros que se opusieron a ella, pero finalmente salió a la luz. La publicidad refleja muy bien el estado de ánimo de un país. Actualmente en España se viven momentos difíciles y cuando esto ocurre se tiende a arriesgar poco, a ir a lo seguro. Lo que no quita que en nuestro país haya mucho talento y creatividad”.

El anuncio de condones más ingenioso del mundo es, según muchos, uno que se hizo para la fundación AIDS en Francia. Un pene animado vive solo en unos baños públicos y las vaginas huyen de él hasta que su vida cambia cuando conoce los condones.

Miembros viriles que cobran vida en los peores momentos, expresan–-sin cortarse un pelo– sus necesidades e instintos más salvajes, y hasta llegan a tiranizar a su dueño, que vive a merced de sus pensamientos y deseos. Un tema recurrente en la publicidad de profilácticos, donde la solución para acallar al tirano pasa casi siempre por ponerle una funda de goma, como ocurre en este spot argentino de Tulipán, una marca que en el país del tango nada tiene que ver con la margarina.

Demonizar a los niños, esas criaturas que vienen al mundo cuando no nos hemos gastado un duro en preservativos, es otro clásico. Este apartado cuenta con anuncios tan memorables como aquel belga en el que un pequeño consentido monta el pollo en un supermercado, cuando su padre se niega a comprarle caramelos, ante la mirada atónita de un grupo de clientes. El logotipo de la marca, Zazoo, cierra el spot.

La firma de condones Hansaplast, no solo utilizó esta tendencia, sino que fue más allá. Cierto, los niños son seres demoníacos que no dudan en sacar provecho hasta de cuando sus progenitores disfrutan de sexo seguro. Pasen y vean de lo que este angelito es capaz.

Vender tallas grandes da pie a todo tipo de fantasías. La raza negra siempre ha presumido de gastar una XXL. No se pierdan este spot hecho para un país africano –ya me gustaría saber cuál para visitarlo por sus paisajes y gastronomía, no piensen que escondo otros motivos–. Atentos a la reacción del señor que espera dentro de su coche a que el semáforo se ponga verde.

La peliaguda situación de verse pillada en plena faena fue el leitmotiv de este anuncio. Moraleja: no subestimes a tu madre. Puede darse el caso de que sea mucho más moderna y esté más al tanto, en cuanto a novedades en profilácticos, que tu. Y desde luego, con los nuevos condones Frenzy, con textura, se siente mejor.

Durex, la marca que más preservativos vende en el mundo, es también líder en creatividad a la hora de anunciar sus productos. El anuncio Get it on, en el que unos perritos hechos con globos se montaban un trío, es uno de los más populares, aunque personalmente opino que donde más se ve el ingenio de esta firma es un sus ideas para vallas publicitarias. Una falda escocesa que llega hasta el suelo y destaca entre las demás, que solo tapan hasta la rodilla; o las huellas de dos pies en la arena y un surco en medio. Imágenes que hacen alusión a alguien realmente necesitado de la talla más grande de profilácticos del mercado.

Los finales inesperados son muy comunes. Mantener la intriga y sorprendernos con un cierre asombroso, o tratar de que adivinemos la conexión que puede haber entre un tema, aparentemente inocente, y una marca de condones son recursos seguros para vender. Es el caso de este anuncio de la marca de condones Lifestyle para su modelo Xtra Pleasure, en el que una señora busca vivienda, pero con un requisito algo especial.
 

Un descapotable, una plácida noche de primavera, un chico, una chica… Podría ser el principio de una historia de amor pero, en este spot de la marca Trojan de preservativos, es todo lo contrario.

Y por último, uno de los mejores anuncios de todos los tiempos. No es estrictamente de profilácticos, sino una campaña para promover el sexo seguro que la International HIV/AIDS Alliance hizo para el pasado San Valentín, por lo tanto algo de relación con los condones si que tiene. El spot es un canto a las diferentes orientaciones sexuales, razas, edades y preferencias eróticas y por tener, tiene hasta una rubber doll –ya saben esos hombres a los que les gusta disfrazarse de muñecas de goma–. Señor Putin, tome nota, relájese y disfrute.

Etiquetas: |
  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa