S MODA + 080 Barcelona Fashion

Romanticismo, transparencias y mucho tul: así nos vestiremos según 080 Barcelona Fashion

Con el MACBA como escenario de excepción, un total de 22 diseñadores, diseñadoras y marcas desplegaron sus propuestas en la cuarta edición digital de la plataforma de moda catalana. Un interesante cóctel creativo, con propuestas que giran alrededor de la sostenibilidad, la fluidez de género o la artesanía, y nos adelantan las prendas que deseamos tener ya en el armario.

Si tuviésemos que resumir 080 Barcelona Fashion en un tejido, quizá el tul fuese el que mejor representara esta última edición. Si fuese en una propuesta, las reseñas quizá empezaran por los corsés y las transparencias. Y en una actitud, ganaría el optimismo y la alegría que dan forma y color a gran parte de la colecciones. Pero lo cierto es que nos quedaríamos muy cortos, porque la plataforma de moda catalana está llena de narrativas y matices sobre todo tipo de temáticas, desde la sostenibilidad y el género a la artesanía, los tejidos o las nuevas formas de producir.

En total, 22 diseñadores, diseñadoras y marcas participaron en esta cuarta edición digital, que contó de nuevo con Clearpay como patrocinador principal. Con el MACBA como telón de fondo, Antonio Marcial, Avec Studio, Avellaneda, Custo Barcelona, Eiko Ai, Eñaut, Escorpion, Is Coming, KM by Lange, Lebor Gabala, Lola Casademunt by Maite, Menchen Tomas, Paloma Wool, Reveligion, Simorra, The Artelier, The Label Edition, The (Real) García, Tíscar Espadas, Txell Miras, Victor Von Schwarz y Yolancris desplegaron sus distintas propuestas, un interesante coctel creativo que nos esboza las prendas que vestiremos, por supuesto, pero también los caminos hacia los que se dirige la industria.

La elegancia tropical de Avellaneda

Al ritmo de la salsa de Son Habana, Avellaneda nos trasladaba estética y espiritualmente a islas paradisíacas. Su propuesta es como una postal ensoñadora cubana, con trajes de tonos vivos y vestidos cargados de volantes y sensualidad. «Buscaba un oasis mental de positivismo, de buena energía y optimismo porque creo es necesario en los tiempos que estamos viviendo», defiende el diseñador, algo que ha plasmado en una colección hedonista que explora el lado más relajado de la sastrería y el poder evocador de los colores. «Me gusta siempre introducir un nuevo estampado y esta vez añadí un ikat, porque es un estampado que me recuerda mi infancia en el Mediterráneo, las casas de veraneo, y ese placer del dolce far niente”, comenta el diseñador. Aumentando con este efecto óptico nuestro imaginario veraniego para cuando queramos darle un descanso a las clásicas flores o rayas. 

Las raíces ucranianas de KM by Lange

La directora creativa de KM by Lange, Kati Lanhe, aprovechó la invitación de 080 Barcelona Fashion para rendir homenaje a sus raíces ucranianas y aportar una nueva dimensión a todo lo que está ocurriendo. Recuperando el título de un film del director O. Dovzhenko («es una película muy profunda y con mucho sentido figurativo, que abarca conceptos como libertad, tierra, lucha, naturaleza, figura de mujer, religión y muerte», puntualiza la creadora), Zemlia es una propuesta que trasciende de la ropa –aunque es importante reseñar una serie de básicos deconstruidos, de aires minimalistas y utilitarios, cargados de delicados detalles artesanales–, para fusionar todo tipo de disciplinas. Su performance, abierta con un poema del poeta ucraniano Sehiy Zhadan, reunía a la violista María Baños, que compuso para la ocasión un tema inspirado en Ucrania; a la ceramista británica Corrie Bain, que creó en vivo una serie de piezas inspiradas en una técnica norcoreana; a las fotógrafas Anouk Nitsche y Bela Adler, que documentaron todo el evento, y las piezas artesanales de Oikos Estudio. «Ha sido un proyecto multidisciplinar de varias mujeres y estamos planteando hacer una subasta de obras de arte de todas estas artistas para recaudar más fondos para apoyar las víctimas de guerra en Ucrania», apunta la directora creativa. Una muestra más de la filosofía de esta marca que premia la responsabilidad y la sostenibilidad al crecimiento rápido y aspira a ser, «un proyecto de mujeres socialmente responsable que apoya la artesanía, tradiciones y técnicas olvidadas».

La oda al tul de Reveligion y The Artelier

A la directora creativa de Reveligion, la sevillana María Rodríguez, siempre le han obsesionado las líneas paralelas y alrededor de esa idea, la de dos elementos que nunca lleguen a cruzarse, se articula su nueva colección. Una propuesta, en sus propias palabras, en la que se replantea «la nueva feminidad, el papel de la mujer en la sociedad y la definición de los cánones estéticos». Lo hace a través de su tejido fetiche, «un nuevo tul de calidad extraordinaria que le confiere a las prendas un brillo natural espectacular», elevándolo hasta el exceso, en faldas largas de fantasía y vestidos esponjosos de tonos empolvados. «Hay un solo look de color rojo, para darle más protagonismo y drama al conjunto estético, que se compone de flores de tul: rosas cosidas con la tela doble y otras que imitan a las margaritas con una sola capa de tejido», detalla la creadora, que se ha sumado también a la tendencia de los corsés, para formular una propuesta entre los límites de lo gótico y el grunge que cautivaría a la mismísima Courtney Love.

Con una puesta de escena similar a las últimas sobremesas de C. Tangana, la colección de The Artelier es una oda a la familia, y sobre todo, a la abuela de su creadora. «Durante la pandemia estuve dos años sin ver a mi abuela, que vivía en Francia y, cuando por fin, llegué a verla, solo pudieron ser dos minutos», cuenta Alba Ayza. El tul y la organza protagonizan una serie de prendas que narran su historia familiar y, en concreto, los momentos en los que están más unidos. Por eso hay tanto una propuesta que simboliza el luto como un look de boda que subvierte, eso sí, los códigos tradicionales: es el chico quien lleva la falda, y ella la propuesta sastre con un top de estampado 3D con filamento flexible. «Recordando lo que sería un encaje tradicional», detalla la diseñadora. Un ejemplo más de este juego de tradición y vanguardia. 

La sastrería deportiva de Escorpion

Bajo el lema, «quién pierde sus orígenes, pierde su identidad», Escorpion dinamita los límites entre la sastrería y la calle con una colección atrevida y estimulante en la que entremezcla sus motivos estéticos con los códigos urbanos. «Un canto al optimismo y al punto», aseguran, que traslada los estampados de la sastrería tradicional –rombos de colores, cuadros sobredimensionados, jacquard bicolor– a patrones oversize y siluetas deportivas rescatadas de los 90. En el centro de todo, por supuesto, no faltan sus icónicos jerséis.

El ‘preppy’ irónico de Menchen Tomas

En un inesperado giro nostálgico, en Instagram y TikTok se empezó a poner de moda la estética Old Money, con adolescentes disfrazados de Kennedy que plasmaban todas sus aspiraciones, en camisas Oxford, chinos beiges y mocasines. Menchen Tomas confirmó en 080 Barcelona Fashion la vuelta del estilo preppy de aquellos ricos estadounidenses, pero su aproximación se acerca más al vestuario rompedor de Gossip Girl que al aburrido armario de un Rockefeller. La diseñadora se mueve como nadie en ese ambiente de canchas de tenis, competiciones de hípica y bailes debutante, para actualizar todos esos códigos desde una perspectiva irónica y muy original. ¿Gorras con redecillas de tul? ¿Bermudas en looks de noche? ¿Trajes de hípica de colores? Todo es posible en esta revisión que aúna la comodidad deportiva con la sofisticación de los trajes de noche, a través de tejidos satinados y patrones muy femeninos. ¿La finalidad? «Reivindicar la elegancia para cualquier momento del día y situación», explica la creadora.

El optimismo ‘cut out’ de Custo Barcelona

Se suele decir que el optimismo se puede medir por el largo de la falda, quizá por esa razón las prendas de la colección de Custo Barcelona se reducen a la mínima expresión y se llenan de siluetas cut out que celebran y exaltan el cuerpo. Bajo el título I trust me, la propuesta del diseñador explota los códigos que han convertido a su firma en una de las más veteranas y respetadas del certamen: las formas atrevidas, los colores vibrantes, la mezcla de materiales y la atención a los detalles.

La inocencia estética de The Label Edition

Antes de entrar en detalles, la cofundadoras de The Label Edition, Véronique Von Siebenthal y Laura Johansson, advierten: lo suyo no es una colección. «Preferimos hablar de cápsulas que nacen, van solapándose y conviviendo unas con otras», señalan las creadoras, que desde sus inicios han decidido alejarse del ritmo frenético de las colecciones para seguir un planteamiento más sostenible, basado en pequeñas producciones, fabricación local y tejidos naturales o procedentes de dead-stock. Ese idealismo y convicción recorre también su propuesta Infantis Anima, una oda a la infancia por su capacidad de experimentación, plasmada en prendas atemporales que tanto se llenan de detalles femeninos como beben del patronaje masculino. «Damos mucho protagonismo a las mangas, a los frunces en los hombros que enfatizan las siluetas de los años ochenta que tanto nos identifican, a los cuellos statement, los volantes y por supuesto, los puños generosos adornados con botones joya», enumeran. El resultado es un colección de aires románticos y ensoñadores, protagonizada por tejidos ligeros, estampados alegres y siluetas oversize, que evocan sin premeditación la inocencia de aquellos veranos.

El armario inteligente de The (Real) García

De fondo, el discurso que el reverendo Michael Bruce Curry pronunció durante la boda del príncipe Harry y Meghan Markle. En la mano de algunos modelos, una bandera blanca en señal de paz y amor. La actualidad se colaba en la puesta de escena de The (Real) García y, de algún modo u otro, ponía a prueba la versatilidad y atemporalidad de su propuesta. Un armario funcional por el que no pasan los años ni los acontecimientos, basado en la comodidad y los tejidos técnicos. Hay blazers, sombrecamisas, bombers, sudaderas o pantalones relajados, deudores de la ropa de trabajo o los uniformes militares. O lo que es lo mismo, todas esas prendas que hacen fondo de armario.

La mafia colorista de Victor Von Swarz

«Queríamos hacer de una temática oscura y agresiva, una versión cute, muy femenina y rosa». Ese el reto que Victor Von Schwarz plantea en La Triada: revisionar las películas de la mafia asiática de los 80 y 90 bajo su universo colorista e inocente, creando un atrezzo de fantasía, repleto de transparencias y tonalidades pastel. Quizá por eso la colección parece tener dos caras: una línea muy femenina, con drapeados, volúmenes y transparencias; y una revisión de la sastrería clásica, en la que predominan los cuadros vichy o un estampado inspirado en las armas de esos mafiosos. ¿Su gran apuesta cinematográfica? «Los tejidos en lentejuelas y laminados metálicos».

La búsqueda identitaria de Txell Miras

Con una propuesta en blanco y negro, Txell Miras nos invitaba en Identidad a descubrir quién está detrás de la ropa. Desde las modelos que dan vida a la colección a todos los artistas que han influido en ese rico universo conceptual. «Perejaume, Ron Mueck, Christian Boltanski, Richard Serra, Luciano Fontana o Ana Mendieta», enumeran desde la firma. Los plisados, las transparencias y los corchetes conforman un uniforme multiposición cargado de metáforas: desde tejidos que dejan entrever el interior de las personas, a todas las capas con las que vamos formando nuestro personaje.

La fábula ecológica de Eñaut y Lebor Gabala

En el vigésimo aniversario del Prestige, la catástrofe petrolera es el hilo conductor de la propuesta de Eñaut, en una colección minimalista dispuesta a recordar y despertar conciencia acerca del uso abusivo de los combustibles y su impacto en el medioambiente. «Lo veremos reflejado en la colección en forma de manchas negras sobre prendas impolutas, o en el uso de los corsés, que vienen a simbolizar la presión en el pecho que sufren los pájaros que se paran a descansar en un mar de petróleo», explica el creador. Una colección en blanco y negro, con solo una concesión al rojo, protagoniza por siluetas oversize y accesorios repletos de detalles, como una gafas de sol con detalles de gotas en la montura.

Con el recuerdo de su último viaje a Noruega, Lebor Gabala se aproxima también a la naturaleza para capturar la belleza de las auroras boreales. Ese juego de luces y colores baña una propuesta en la que, fieles a su ADN, predominan las siluetas atemporales y los tejidos nobles. Hay abrigos de lana y alpaca, sets de cárdigans, faldas y pantalones en lana merino mezclada con seda, así como jerséis lisos de corte oversize y otros trenzados en clave crop top. La gama cromática y los estampados también procede de ese imaginario invernal que evoca calidez con solo mirarlo: jacquards de cuadros grandes, estampados de pata de gallo y degradados de fantasía.

La atención al tejido de Yolancris y Simorra

Con el propósito de «defender los oficios ligados a la costura», la colección de Yolancris reivindica el diálogo artesanal que se establece entre los tejidos y el taller de alta costura. Toda su propuesta, de hecho, gira entorno a uno de esos materiales exclusivos: «un terciopelo negro especial, con algunas impresiones 3D que emulan la geometría de la naturaleza. La calidad y textura de este tejido es excepcional y proporciona una sofisticación y volumen que realzan la silueta de cada mujer», explican desde la firma. El resultado es una colección muy femenina y nocturna, donde la cintura está delicadamente dibujada, y los volúmenes potencian su sensualidad y descaro, a través de faldas con pliegue y cancán, volantes exagerados y mangas abullonadas. Frente al clásico vestido de noche, Yolancris apuesta por sets de tops y faldas, o largas blusas con pantalones.

En el regreso de Simorra al certamen catalán, el diseñador se aproxima a los tejidos desde un punto de vista casi poético, diluyendo las barreras entre artesanía y modernidad, así como las de fantasía y realidad. Un ejercicio espontáneo e imaginativo que se refleja en el total looks repletos de plisados exagerados sobre camisas clásicas. «Desde esta perspectiva, la colección se convierte en un acto creativo que toma el cuerpo y el tejido como medios de expresión», reflexiona el creador, que inspira su propuesta en las posibilidades de iniciar una página en blanco. Una idea optimista con la que juega creando estos origamis elegantes y pulcros.

El vestuario alpino de Lola Casademunt by Maite

Con la montaña como escapismo e inspiración, Lola Casademunt by Maite nos transporta a las elegantes pistas de esquí de Aspen para bajar a la calle su elegante uniforme alpino y sacudir el feismo de esta mezcla gorpcore –una evolución del normcore basada en prendas de trekking. Porque en esos dos extremos se mueve la colección de la firma. Por un lado, tenemos una propuesta de prendas técnicas, como abrigos de pelo, plumíferos acolchados, monos con hombreras y pantalones o jerséis de aires retro, sobre los que plasma su característico estampado animal. Por otro, siluetas femeninas, confeccionadas en tejidos ligeros como el satén, el lúrex o las lentejuelas que, en palabras de la diseñadora, «se entremezclan para dar el toque urbanita y “glam” a esta colección». El truco está en buscar la atracción de los opuestos y hacerlos convivir en una extravagante armonía.

La oda al punto de Paloma Wool e Is Coming

Dice Paloma Wool que la madurez ha sido el punto de partida de su colección y el layering su gran apuesta para la temporada: un vestuario a capas protagonizado por prendas de tricot y patrones deconstruidos, que se sobreponen entre ellas y juegan a reiventarse: hay faldas pantalón, capas con capucha, cinturones-falda y fajines, o vestidos sobre pantalones… Fiel a su idea de comunidad y producción local, los zapatos y accesorios de la propuesta son fruto de una alianza de la marca y la industria de cuero española.

El punto de calidad y el contraste de estampados también son el eje central de la colección de Is Coming, Nostalgia del Norte, inspirada en el atemporal imaginario estético escocés: tartanes, harris, pana, lanas… «Me gusta crear diseños que sean especiales hoy, pero que lo sean también mañana. Por eso decimos que nuestras prendas están hechas para quererlas toda una vida» defiende el creador. Una colección slow fashion que juega a revertir los códigos, con trajes sastre muy masculinos y prendas de satenes o jacquards que añaden feminidad.

El optimismo naturalista de Eiko Ai y Avec Studio

Como la cantante Lorde y su inocente Solar Power, también Eiko Ai encontró en la energía del sol su fuente de inspiración. Lucid Dreams es una colección llena de luz y color que busca conectar con la belleza de la tierra, a través de las transparencias, los satenes suaves y los vestidos vaporosos. Las siluetas se inspiran en la estética minimal de los 90, con vestidos lenceros, conjuntos de dos piezas y sujetadores a la vista. Naranjas, amarillos, rosados, melocotones componen esta paleta cromática para celebrar y vestir los largos días de verano.

Utopía, de Avec Studio es un oasis en el desierto, el punto final a dos extraños años de chándal y pijama, que culminan en una colección romántica y vitalista, protagonizada por vestidos fluidos y su característicos dos piezas, con mucho volumen, cortes sugerentes y tonos terracota. «Los estampados suelen ser el elemento que enciende la llama de nuestras colecciones. Moldeamos la idea de cada temporada alrededor de un colorido o estampado que nos enamora. Esta vez ha sido un estampado geométrico el que nos ha transportado al desierto: su gama de color y tejido de bambula con textura han sido nuestro punto de partida», señalan desde la firma. Porque ya es tiempo de celebrar.

La sastrería urbana de Antonio Marcial

Con un armario compartido y una visión muy personal de la satrería, Antonio Marcial analiza el sentido de pertenencia que nos aporta la moda desde su propia búsqueda personal. Su propuesta se basa en todas esas tribus urbanas y subculturas juveniles, y evoluciona en este uniforme urbano, sin género y muy sexy. ¿Su intención? “Transformar la sastrería y hacerla más cómoda y “ponible”, defiende el creador.

El traje heróico de Tíscar Espadas

Es una de las firmas más interesantes y estimulantes del panorama, gracias a una propuesta que rechaza las temporadas para reinvidicar la individulidad de cada prenda. “La belleza, los conceptos y la emoción deben aspirar a lo eterno y no a lo circunstancial. Evolucionarán lentamente los materiales, las formas, los patrones, pero no al ritmo que les marque esta vorágine superficial y frenética”, defienden desde Tíscar Espadas. Inspirada en la representación histórica del héroe, Capítulo abierto es un diálogo entre moda y arte, que busca convertir a los hombres mundados en seres míticos, a partir de prendas imposibles de datar, llenas de detalles ancestrales y contemporáneos, que siempre están en constante construcción. 

En esta edición, 080 Barcelona Fashion ha contado con el apoyo de las siguientes marcas patrocinadoras: como patrocinador principal,  Clearpay, el método de pago a plazos líder en el sector de la moda. También son patrocinadores, Kevin Murphy (peluquería oficial) y La Roca Village (destino de shopping oficial). Por su parte, participan como colaboradores: Garmin (reloj oficial), M·A·C Cosmetics (maquillaje oficial), Thuya Formació Professional (equipo de maquillaje), Thuya Professional Line (manicura oficial), Rowenta (planchado y materiales de higienización), Font Vella (agua oficial) KetonicoHotel ME BarcelonaCointreau y Westwing.

Etiquetas:
  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa