La cadena de eslabones, el accesorio que veremos por todas partes esta primavera

No importa si las llevas en forma de collar o de cinturón o si las combinas con ropa de día o de noche. Lo que está claro es que las cadenas son el accesorio del momento.

Xenia Adonts en la semana de la moda de París. Foto: Getty

La cadena ha sido un recurso de estilo que casi siempre ha estado presente en la industria de la moda. Sin embargo, fue en la década de los 70 cuando comenzó su verdadero auge, un ascenso meteórico que continuó imparable aunque con transformaciones.

En los años 70 predominaban los collares de eslabones con bastante protagonismo. Cadenas largas o cortas pero de piezas XXL imposible de obviar. Eran el accesorio boho definitivo aunque también existían en su versión más clásica con Jackie Kennedy como una de sus máximas representantes.

Jacqueline Kennedy Onassis con cadena dorada en 1970. (Photo by Art Zelin/Getty Images)

Con la llegada de los 80 y sus excesos, las cadenas de oro fueron el ingrediente imprescindible para recargar, un poquito más, cualquier look. Un maximalismo que continuó en los 90 y que marcas como Dior, con John Galliano al frente, se encargaron de perpetuar unos años más. Este gusto por la ostentación y por el oro fue en seguida adoptado por la estética rap y durante mucho tiempo la cadena pasó a ser uno de los símbolos de la cultura urbana.

Una modelo en 1976 posando con cadenas. (Photo by Angela Deane-Drummond/Evening Standard/Hulton Archive/Getty Images)

Gucci y Chanel han contribuido a mantener la cadena, ya sea en forma de cinturón o de collar, entre uno de los fondos de armario más atemporales pero es ahora cuando este tipo de accesorio cobra más relevancia que nunca.

Una auténtica revolución que presentaron de manera contenida algunas marcas para esta primavera y que la calle ha acogido con enorme entusiasmo, tal y como lo confirman algunas de las mejores vestidas de las últimas semanas de la moda.

Pero, ¿quiénes han sido los artífices de esta revolución y de qué formas las podemos encontrar? Chloé ha sido sin duda una de las firmas que más empeño ha puesto en hacer de este accesorio su protagonista para esta primavera. La marca presenta varios modelos de gargantillas con eslabones, en formato ovalado y de madera combinado con otros dorados; o alternando el oro y la plata con piezas más redondeadas.

Fendi propone una versión mucho más discreta, una cadena larga dorada de eslabones finos perfecta para combinar con accesorios de carey y prendas en color camel.

Louis Vuitton retoma aquella moda de los principios del 2000 y el skate de llevar una cadena enganchada a la trabilla del pantalón.

Chanel se mantiene fiel a su estética proponiendo uno de sus accesorios más icónicos, el del cinturón con forma de cadena y en el que se alterna el color dorado con algún otro tono llamativo como, en este caso, el rojo.

Versace y Gucci compiten en originalidad. La primera la propone de tobillera e inspiración griega; y la segunda en formato XXL y como cadena de gafas. Aunque es Celine la que se apunta con todo a esta moda combinando vestido con estampado de cadenas, bolso y cinturón a juego.

Una invitada a la Semana de la moda de París.

Y la calle, ¿cómo la lleva? La calle nos ha demostrado que este accesorio es el más versátil que existe ahora mismo. Hay infinidad de modelos y todos ellos son aptos para llevarlos de día, de noche, con traje de chaqueta estilo masculino, con looks de inspiración minimalista, en clave setentas o en formato joya.

Caroline Daur se ha convertido en uno de sus máximos exponentes, luciendo la cadena de diferentes formas. En versión gargantilla y con eslabones plateados de gran tamaño, combinada con camisa y bermudas, o en su versión más setentera con eslabones tipo Gucci y minifalda.

La cadena de eslabones puede ser el mejor aliado para tu look de oficina. En dorado y combinada con prendas de punto, en gris o en beige, pero también con otras de estilo masculino como una americana XL o un pantalón estilo boyfriend y abrigo largo.

Jersey y cadena XXL, la clave de este look visto en París.

Puede ser también el compañero perfecto para un look de fiesta. De noche y en clave minimalista o de día y en formato súper joya eligiendo eslabones de gran tamaño forrados de cristales o brillantes.

La cadena además puede convertirse en el absoluto protagonista de tu look. Si este último caso es lo que buscas, apuesta por piezas de gran formato, en colores originales como el amarillo o forrando tu conjunto con cadenas de arriba abajo. Así pues se confirma: encadenarse esta primavera será pura tendencia.

Propuesta de Mango.

Collar de tres vueltas de eslabones de Zara.

Etiquetas:
  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa