‘Detacón’: las historias del fútbol femenino que nadie ha querido contar

Un libro reúne las voces de aquellas que juegan, arbitran y animan en un deporte silenciado por los medios, siempre que las que lo practiquen sean mujeres.

fútbol femenino

Listas con las futbolistas más guapas. Listas con las mujeres de futbolistas más guapas. Alineaciones sonrojantes en la que se hace un más-machista-todavía y se llega a enfrentar el grado de sensualidad de las esposas y novias de los futbolistas de la final de la Champions. La relación entre fútbol, medios de comunicación y mujer es un agujero negro del que se habla poco o en términos que son un reflejo caricaturesco de otros aspectos del sexismo social. Hace unos días, lo comprobaron las jugadoras del Atlhétic Club de Bilbao, que ha ganado la liga femenina. El equipo ha ofrecido ruedas de prensa a las que ningún periodista se presentó y su triunfo no se celebra como se celebraría si el mismo título lo hubiera ganado un equipo masculino: la Gabarra, al final, no salió. Será por afición e interés. Según la FIFA hay 40 millones de jugadoras de fútbol en todo el mundo. Según Kantar Sport, la mitad de las españolas se declaran aficionadas a este deporte. El número de licencias femeninas ronda las 40.000 entre fútbol y fútbol sala.

Estas y otras realidades enfadan, pero también animan, a las promotoras de Detacón, el proyecto que persigue un cambio de perspectiva en torno a los discursos de las mujeres y el fútbol y la creación de una identidad común en el fútbol femenino. Su objetivo actual es recoger en una publicación historias de mujeres que juegan, arbitran, animan o que, como Ana Rosa Maza, nunca habían caído en la relación que tenía con este deporte hasta que comenzó a pensar en ello. “Me mudé a Berlín en octubre de 2012. Llegué el mismo día que en que la Selección Española de fútbol femenino se clasificaba para la Eurocopa tras pasar 16 años fuera de una competición internacional. A partir ese momento comencé a hablar de fútbol con muchas mujeres y tras un periodo largo de incubación nació este proyecto que ahora está en campaña de crowdfunding para sacar adelante el libro que cuente de otra manera la relación de las mujeres y el fútbol”, cuenta a S Moda esta mujer que “ni había sido antes aficionada, ni había pisado un estadio, ni le había dado una patada a un balón”. Ahora está entregada al proyecto Detacón. “Lo que se reclama desde el fútbol femenino, más igualdad, las mismas oportunidades, igual trato, es lo reclamamos las mujeres en otros ámbitos. Es decir, el fútbol no es más que otro ámbito de la sociedad donde las mujeres se encuentran invisibilidades, ocultas, relegadas a un segundo plano. Y desde que empecé a trabajar en ello he descubierto como desde ese segundo plano muchas mujeres alrededor del mundo están trabajando para que eso cambie. Eso es lo que despertó mi atención, esas historias, de mujeres anónimas y algunas que empezaban a ser conocidas; ese trabajo que desde otras esferas se está llevando a cabo es absolutamente desconocido, y no es más que otro ejemplo de la lucha que las mujeres llevamos a cabo por la igualdad”.

Su socia en esta aventura, Azucena Garanto, cuenta una historia distinta. Ex futbolista, entrenadora Nivel 1 y gestora cultural cuenta que, tras una lesión, se refugió en la escritura, el cine, las historias, la psicología, el coaching, la comunicación y el marketing. “Estudié, me formé y llegué a tener trabajo estable relacionado con mis estudios y una vida medio bien. Aún así, difícilmente encontraba respuesta a una pregunta que yo misma me había fabricado hace años para medir mi plena satisfacción: ¿por qué razón estaría dispuesta a aguantar 20 grados bajo cero a las 5 de la mañana y sin dormir?” El fútbol fue la respuesta que llegó, según su relato, con cierto aire de epifanía. “Un día, saliendo de mi trabajo, tuve la necesidad irrefrenable de correr. Lo hice vestida de oficina, con el bolso a cuestas y como si me persiguieran. Mi cuerpo se había cansado de más de una década de desplantes y de que solo tuviese ojos para alimentar mi mente. En un ejercicio de escucha, empecé a calzarme las zapatillas y el chándal. Recuerdo a la perfección la alergia en la piel que me salió en los primeros 15 segundos de carrera continua. A pesar de ello tuve buenas sensaciones. La idea de volver a jugar a fútbol empezó a rondarme de forma utópica. Comencé a estirar mañana, tarde y noche. Busqué equipo sin saber por dónde empezar. Forcé en unas pruebas de acceso. Me rompí cuádriceps. Prometí que me pondría en forma y jugaría una temporada completa. Hice natación, gimnasio, pagué una clínica deportiva y me rehabilite al milímetro hasta que por fin pisé un campo. El balón se me hizo extraño e indomable, pero pronto nos reconocimos”, hoy, en su vida y su trabajo el fútbol es un protagonista principal.

En esta búsqueda de historias de fútbol femenino que es Detacón, Ana y Azucena han llegado hasta Patricia González, la entrenadora española de las selecciones femeninas Sub19 y Sub21 de Azerbaiyán y responsable del desarrollo del fútbol femenino en ese país. Patricia lleva más de tres años en Bakú, es instructora FIFA y observadora técnica de la UEFA. “Es imposible contar su historia sin hablar de esta etapa en Azerbaiyán así que nos espera un viaje a tierras azaríes”, dicen.

Mientras reúnen los fondos necesarios para acumular biografías como la de Patricia inventan planes desde Detacónsocialclub, DetacónLab o DetacónFood. Identidad futbolera femenina a través de la comunidad, la investigación y un espacio gastronómico: conseguir la igualdad, incluso en el fútbol,  pasa por pensar en todo.

fútbol femenino

Una de las imágenes promocionales del proyecto de crowdfunding. Foto: Cortesía de Detacón

 

Etiquetas: |
  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa