Carolina Durante existe, tiene 24 años y asegura que «no hay una historia de amor» detrás del nombre

Nos citamos con ella en una cafetería de Madrid para saber por qué los responsables de éxitos como Cayetano o Ahora sí que sí eligieron su nombre y para conocer cómo es el día a día de una persona que se llama como la banda de música del momento

Carolina Durante

Carolina Durante fotografiada en Café Run Run Run en Madrid. Foto: Gianfranco Tripodo

Carolina Durante no es solo el nombre de la banda de música que más conciertos ha dado este verano en España. Es también el nombre al que responde una periodista de 24 años que compartió clases en el colegio religioso Santa María de Yelmo de Chamberí con el líder del grupo, Diego Ibáñez. Un dato sorprendente si tenemos en cuenta que las versiones de la banda sobre el nombre son tan extensas como los carteles de festivales en los que han participado últimamente (memorable fue su bolo en el Tomavistas que empañó hasta a bandas internacionales como Spiritualized y Beach House). “Hay una mujer que se llama así, lo de Durante no me acuerdo por qué se lo pusimos, nuestro anterior batería estaba in love por ella y apostamos por llamarnos así. Sea quien sea, ella lo sabe», aseguraron en Tentaciones en 2018. »

–Oye, Mario. ¿Es cierto que el nombre viene de un perro tuyo?

–Bueno, era un hámster en realidad», dijo el guitarrista a nuestros compañeros de Icon en agosto.

El origen de esta historia tiene tantas versiones como entrevistas al grupo, pero la realidad es que Carolina Durante trabaja en la delegación de la agencia Efe en Lisboa y en un principio todo esto le pareció «un vacile, una forma un poco extraña de ligar». Nos citamos con esta joven alta, morena y de ojos verdes en un cafetería de Madrid para saber por qué, entre todos los nombres posibles, la banda se acabó llamando como ella.

«Un día me llegó un whatsapp de Diego, el vocalista, diciéndome que quería ponerle un nombre de chica al grupo que tenía con sus amigos y que les gustaba el mío. Yo no me lo tomé en serio porque no tenía nada de relación con Diego y no entendía a cuenta de qué venía el mensaje. Me pareció un vacile y le dije que vale que hiciera lo que le diera la gana y le dije que sí», explica Carolina Durante a S Moda. «Al resto del grupo no los conozco. Estando en el colegio no recuerdo haber cruzado ni una sola palabra con Diego y hace unos años por casualidades de la vida nos volvimos a cruzar e intercambiamos números».

Carolina Durante explica que todo empezó hace tres años y le pilló totalmente desprevenida. «A mí me sorprendió gratamente porque es un nombre que me gusta mucho y me alegra que a los demás también les parezca un nombre bonito y sonoro, que yo creo que esa es la razón por la que han elegido mi nombre». La madrileña asegura que, aunque muchos medios de comunicación se han puesto en contacto con ella (concedió una entrevista a El Faro de Vigo cuando el grupo no había despegado del todo), suele negarse a las peticiones de los periodistas. En esta ocasión ha decido hablar con S Moda porque «le gusta mucho la revista» y quiere aclarar de una vez por todas el asunto. «Me da rabia que la gente pueda pensar que soy una rompecorazones. Realmente en el colegio era todo lo contrario. Era una marginada que no hablaba con nadie. No hay historia ni de amor ni de desamor detrás del nombre. De hecho no recuerdo ni que hablásemos, aunque ahora sabemos que teníamos gustos musicales parecidos».

Al principio Carolina pensó que el grupo no iba a llegar a ningún lado y que su éxito era del todo improbable. Los propios integrantes de la banda, que ha fichado por Universal España, dijeron hace algo más de un año en esta entrevista a S Moda que no tenían intención de dedicarse a la música profesionalmente. Pero tras éxitos como Cayetano o Ahora sí que sí –tema en el que participa Amaia, ganadora de OT, que es también la pareja sentimental del cantante, las visualizaciones en YouTube, las escuchas en Spotify y su agenda de conciertos comenzaron a crecer de una forma extraordinaria. «Yo cuando empecé a darme cuenta de que el grupo comenzaba a moverse fue cuando iba a salas de conciertos y no paraba de ver mi nombre en los carteles. Y me dije: ‘Anda van en serio estos tíos». A pesar del éxito de la banda, ella asegura que no tiene ningún beneficio ni compensación económica. «Yo no quiero ser un estorbo para que desarrollen su carrera musical porque tener un grupo me parece algo bonito». Sin embargo, las pasadas navidades, aconsejada por su padre, un conocido músico de La Movida, decidió registrar su nombre por si en algún momento se «cansaba».

– ¿Cuando fuiste a registrar el nombre surgió algún roce con la banda?

Yo lo registré antes, y cuando fueron ellos a hacerlo ya estaba registrado. Entonces Diego se puso en contacto conmigo para decirme que de qué iba, que le parecía sucio. Yo estoy registrada como persona civil y ellos como grupo musical, a mí me llega una solicitud para decirme si apruebo o no que un grupo de música se registre con mi nombre. Si no digo que no, sigue adelante. Y así será.

– ¿Se sorprendieron de que registrases tu propio nombre?

No les sentó bien porque quizá pensaron que les iba a pedir dinero o cualquier cosa. Pero yo le dije a Diego que se calmase que no iba a pedirles nunca nada, que solo lo había hecho por mi futuro. Lo entendió. No tengo ninguna intención de entrometerme.

– ¿Nunca se te ha pasado por la cabeza pedir una compensación por ceder tu nombre o simplemente pedirles que no lo usen?

No está en mis planes. Como, inconscientemente, cuando no me tomé en serio al grupo les dije que sí pues soy consecuente con la respuesta. Además, no hacen nada que me disguste.

Sobre cómo es el día a día de una persona que se llama como un grupo de música, Carolina tiene claro que lo vive como algo positivo. «Nunca he llegado a enfadarme ni me he preocupado porque es un grupo de música, no es nada malo. Lo primero que ha cambiado en mi vida es que se ponen en contacto conmigo bastantes medios de comunicación interesados en tener un testimonio mío. También que la gente me escribe a mi Facebook para preguntarme cuando tocan en algún sitio pensando que yo soy el grupo. Además, cuando llamo para reservar una mesa en un restaurante o hacerme clienta en tiendas de ropa me preguntan que si tengo algo que ver con la banda. Depende de el día que tenga pues cuento o digo que no sé de qué me hablan. Lo hago por reírme y tomarme esto con humor. Es una suerte también poder inventarme historias. Ellos son los primeros que cuentan muchas versiones diferentes en entrevistas sobre el origen del nombre. Quizá no cuentan la historia real porque no les parece interesante».

Por mucha importancia que le quiera quitar Carolina Durante, toda la historia suena un poco abrumadora desde fuera.

– ¿Te afecta a tu firma como periodista?

«No, voy a seguir firmando con mi nombre. Es verdad que yo lo he registrado por si en algún momento quiero abrir mi medio de comunicación o cualquier cosa.

– Suponemos que será uno de los temas de conversación a la hora del café en la agencia Efe.

Sí (risas). Un día mi jefe me dijo: ‘Oye vamos a pasar unas fotos de un grupo que se llama como tú’. Y bromean diciendo que seguro que les dejé locos. Siempre es el mismo supuesto de historia de amor, aunque no sea así, pero bueno con esta entrevista quizá la gente deje de pensar eso. Cuando me preguntan si conozco el grupo pienso: ¿de verdad, esperas que te diga que no?

Carolina Durante

Carolina Durante. Foto: GIANFRANCO TRIPODO

Esta no es la primera vez que el origen del nombre de un grupo español ocupa titulares. En el año 2006, el juez Garzón amenazó a un grupo con su mismo nombre con querellarse contra ellos por tratarse de un acto «que constituye una intromisión en la imagen». La banda pasó a llamarse Grande Marlaska. «No es mi caso. Yo solo conocía el caso de Siniestro Total, que antes se llamaron Mari Cruz Soriano y los que afinan su piano. Pero bueno, yo preferiría que otros grupos como Los Bengala o Putochinomaricón hubiesen utilizado mi nombre porque me gustan mucho más. De todos modos me parece más sonoro Saritina Montiel o Chus Lampreave que mi nombre» (risas).

Carolina Durante puede presumir de tener una extensa cultura musical. Se ha criado entre vinilos y sabe perfectamente lo que supone tener un grupo de música. Su padre, Carlos Durante, tocó en grupos como Glutamato Ye-Yé, Los Desperados y Los Bólidos. «A mis padres se les ponen los pelos de punta cada vez que escuchan mi nombre en la radio. Al final fueron ellos lo que eligieron este nombre. Como ellos han estado muy metidos en el mundo de la música de jóvenes pues les parece curioso».

– ¿Te han invitado a algún concierto?

– No, la verdad es que no tengo ningún beneficio. Si los quiero ver pues hago cola y pago como todo el mundo.

– Osea que nos podemos encontrar a la propia Carolina Durante en última fila, después de pagar y esperar la cola. No da la impresión de que los miembros del grupo sean muy detallistas.

– No sé si se pueden permitir invitarme. Diego, si estás leyendo esto: unas entraditas.

– ¿Entonces, no hay nada bueno en llamarse Carolina Durante?

– Bueno, el día que en el programa de La2 Un país para escucharlo Ariel Roth, del que soy fan desde pequeña, pronunció mi nombre con su sensual voz y me hizo mucha ilusión…

Carolina Durante: «No hemos recibido ninguna queja por parte de Ciudadanos»

Carolina Durante: «No hemos recibido ninguna queja por parte de Ciudadanos»

Etiquetas:
0 Comentarios
Mostrar más

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?

REGÍSTRATE

  • También en Flipboard

    App S Moda

    También en Flipboard

  • Este mes en

    S Moda

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa