“¿Me estás escuchando?”: Por qué la moda de llevar los AirPods a todas horas es una nueva barrera social

Ha llegado el momento de establecer reglas de convivencia para los usuarios más incansables de los auriculares inalámbricos.

“¿Me estás escuchando?”: Por qué la moda de llevar los AirPods a todas horas es una nueva barrera social

La recién acuñada como "barrera AirPods" ya es una realidad en la sociedad del primer mundo. Foto: Getty

Un grupo de jóvenes, con pinta de estar alistados en los cursos medios de la ESO, rodean un banco situado frente a un colegio del centro de Madrid. Mientras apuran las migas de una bolsa de Doritos y sentencian con un bocado definitorio el último donnette, guardan silencio, quizá porque estén escuchando algo a través de los auriculares inalámbricos que todos –menos uno, no sabemos si por razones económicas o azarosas– llevan puestos. Pero es solo un espejismo. El más alto de todos, que luce un chándal con el logo de la NBA, opina sobre lo ocurrido en una entrevista de La Resistencia y despierta una tormenta de réplicas mientras se disponen para entrar de nuevo en el centro. Ni una vez dentro del edificio se despojan de sus dispositivos. Escenas como esta son el pan nuestro de cada día entre los jóvenes, y no los no tanto, en nuestras calles. Los auriculares inalámbricos, con los exitosos AirPods de Apple como punta de lanza, se han convertido en el último complemento imprescindible del estilismo de cualquier viandante. Su uso ya ha trascendido del meramente auditivo para convertirse en una declaración de moda y/o actitud en su vida cotidiana y son cada vez más quienes los mantienen puestos en cualquier circunstancia. ¿Qué efectos puede tener esta tendencia en nuestra sociedad?

“Al contrario que los auriculares tradicionales, los AirPods te los puedes dejar puestos en las orejas, y mucha gente lo está haciendo. Su diseño estilizado y la falta de cables te hace olvidarte de ellos […] Esto es genial para Apple, pero está convirtiendo la vida cotidiana en algo extraño para la gente que intenta interactuar con ellos puestos. ¿Me están escuchando a mí? ¿Están escuchando música? ¿Un podcast? ¿Nada? Es difícil saberlo”, escribe Alex Kantrowitz en un artículo para Buzzfeed News. El periodista acuña la expresión “barrera AirPods” para definir los nuevos dilemas sociales que ha provocado el uso indiscriminado de estos dispositivos, convertidos ya en un fenómeno cultural incontestable. Según los datos de la web Above Avalon, durante la última temporada navideña las búsquedas en Google del término crecieron un 500% con respecto al mismo periodo del año anterior en Estados Unidos. Apple prevé la venta de 40 millones de dispositivos en 2019.

El actor Jonah Hill, fotografiado en las calles de Nueva York. Foto: GETTY

Llevarlos se ha convertido en un símbolo de estatus con diferentes significados. Un tuit convertido en viral bromeaba con la posibilidad de que cada uno de sus usuarios fueran los más adinerados sobre la tierra. “Estoy ocupado” o “No me merece la pena quitármelos para comunicarme contigo” son algunos de los mensajes indirectos más comunes de quién los lleva de manera constante, obstaculizando cualquier interlocución que el usuario no considere digna. Este hecho ha despertado también una oleada de quejas procedentes de empleados del sector servicios, desde camareros a peluqueros, que denuncian en las redes la deshumanización a la que se ven sometidos en su comunicación con los clientes. La insensibilización llega incluso a la vida íntima, convirtiéndose en tendencia en los últimos meses el uso de los AirPods en las relaciones sexuales para que cada amante escuche su propia lista de reproducción.

También se han posicionado como un artículo de moda. Reemplazando a los pendientes, con los que mantienen una casi imposible convivencia debido a su ergonomía, como accesorio predominante en nuestras orejas. Hay webs dedicadas a recopilar diferentes imágenes de celebrities utilizándolos e incluso la edición estadounidense de la revista Elle publicó un artículo afirmando que los hombres que llevan AirPods son más sexys. No es de extrañar por tanto que la cantante Kelly Clarkson se presentara en la alfombra roja de los recién celebrados premios Billboard con unos pendientes que imitaban el diseño de estos dispositivos.

La cantante Kelly Clarkson hizo que buena parte del público de los Billboard Music Awards pensaran que llevaba los AirPods puestos. Foto: Getty

¿Es recomendable para la salud la utilización continuada de auriculares inalámbricos? “El hecho de llevarlos puestos, aunque sea sin música, no es perjudicial, ya que el posible daño en el oído derivado de uso solo está relacionado con la intensidad, el volumen, al que los utilizamos”, explica a S Moda Raquel González, médica adjunta especialista en Otorrinolaringología. La doctora también nos confirma que la predominancia de estos dispositivos cada vez preocupa más en el mundo médico. “Es importante concienciar a los jóvenes de este problema. La Organización Mundial de la Salud estima que la mitad de las personas entre 12 y 35 años procedentes de países desarrollados escuchan dispositivos electrónicos a niveles inseguros, es decir, superior a 65 decibelios”.

Los apabullantes datos de ventas de los auriculares inalámbricos no hacen sino confirmar que su uso dejará de ser una moda para convertirse en una realidad, creando y modulando diferentes dilemas en la sociedad y reinterpretando lo que significa llevarlos puestos. Pero como sostiene el profesor de sociología de la Universidad de Berkeley Claude Fischer en Buzzfeed, al final todo dependerá de su evolución con el paso del tiempo. “Cuando algo nuevo aparece, siempre es necesario un periodo de ajuste para adaptarnos a las nuevas reglas”. Esperemos que cuando las expliquen no llevemos los AirPods puestos.

0 Comentarios
Mostrar más

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?

REGÍSTRATE

  • También en Flipboard

    App S Moda

    También en Flipboard

  • Este mes en

    S Moda

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa