Foto: HBO

Stephen Dorff, el forracarpetas de los noventa que busca consagrarse con ‘True Detective’

Empezó en el cine a los 12, fue el quinto Beatle en Backbeat, el vampiro malo de Blade y ha trabajado con Sophia Coppola y John Waters. Aunque no ha parado de actuar en primera línea, nunca ha sido reconocido. Ahora investiga un crimen junto a Mahershala Ali en un papel con el que, por fin, pueden lloverle galardones.

  • Foto: GETTy

    1 de 7

    Niño prodigio Nació en Atlanta, Georgia, en 1973, pero se crió en Los Ángeles. Empezó a actuar a los 12 años y en 1987 debutó en el cine con La puerta, una película de terror que le valió una nominación a los Young Artist Awards. En 1992 protagonizó La fuerza de uno (en la imagen), la historia de un huérfano en la Sudáfrica del Apartheid –en la que compartió rodaje con Morgan Freeman y Daniel Craig–, que supuso su salto a la fama. Todo apuntaba a que iba a convertirse en una de las grandes estrellas de su generación.

  • Foto: Getty

    2 de 7

    Chico de carpeta En los noventa su carrera se consolidó y él se ganó fama de ligón y juerguista. Era un nuevo rebelde, a lo James Dean. A los 19 años se fue a vivir al hotel Chateau Marmont de Los Ángeles, hasta que se quedó sin fondos, y se acostumbró a que en las sesiones fotógrafos de renombre le pidieran que enseñara sus abdominales, según recordó en 2010 en una entrevista con Vulture. También vivió en el Mercer de Nueva York y admite haber tenido sus excesos: "Salí de fiesta, me volví un poco loco con las chicas y pasé mis borracheras, pero no me hice adicto a drogas duras, mi familia cuidó de mí".

  • 3 de 7

    Su década prodigiosa En los noventa interpretó varios papeles que le valieron el favor de la crítica y el público. Fue Stuart Sutcliffe, el quinto Beatle, en Backbeat (1994), la actriz transexual Candy Darling en Yo disparé a Andy Warhol (1996) y el vampiro Deacon Frost, el malo al que combatía Wesley Snipes en Blade (1998). Pese a ello, no consiguió premios o nominaciones que confirmaran su buen momento.

  • Foto: Cordon

    4 de 7

    Directores de culto John Waters lo dirigió en Cecil B. Demente (2000), donde se metió en la piel de un director que secuestraba a una actriz famosa para hacerla protagonizar su película underground. En 2010 llegó el que todo el mundo pensaba que sería su gran papel: Johnny Marco en Somewhere, la película de Sofia Coppola que ganó el León de Oro en Venecia, un actor dado a los excesos que vivía en el Chateau Marmont y tenía que hacerse cargo de su hija, una jovencísima Elle Fanning. "No sé por cuántos renacimientos voy a tener que pasar para llegar a donde realmente quiero", dijo entonces a Indiewire.

  • Foto: HBO

    5 de 7

    Misterios sin resolver El 13 de enero se estrena (en HBO y Movistar+) la que puede ser su reinvención definitiva: la tercera temporada de True Detective. Tras el pinchazo de la segunda, protagonizada por Colin Farrell, la serie de Nic Pizzolatto vuelve con Dorff y el premiadísimo Mahershala Ali (que acaba de recibir el Globo de Oro y en 2016 se llevó el Oscar a mejor actor de reparto). La historia transcurre en los Ozarks, donde los detectives Roland West (Dorff) y Wayne Hays (Ali) investigan la desaparición de dos niños en dos momentos temporales distintos. ¿Vivirá la carrera de Dorff un efecto McConaughey?

  • Foto: Getty

    6 de 7

    Música y cámaras Stephen Dorff siempre ha vivido rodeado de música y músicos. Su padre, Steve Dorff, es compositor de música country, y su hermano Andrew, que falleció en 2016, era cantante del mismo género. Además, él es amigo de músicos como Michael Stipe (REM), Sheryl Crow o Lenny Kravitz, quien lo acreditó como autor del "Uhh" de su hit American Woman. Además, ha sido protagonistas de los vídeos del baladón Cryin, de Aerosmith y Everytime, de Britney Spears. También canta: lo demostró en 2017, en Wheeler, su película sobre un aspirante a cantante de country que lucha por triunfar en Nashville.

  • Foto: Getty

    7 de 7

    Conquistador Él mismo reconoce esta faceta. Ha sido pareja de muchas de sus compañeras de rodaje, desde Reese Witherspoon, con quien protagonizó S. F. W. (1994), a Alicia Silverstone, su novia en el videoclip Cryin de Aerosmith. En 2004 salió durante una temporada con Pamela Anderson, con la que se prodigó en eventos, y en 2016 rompió con la modelo y actriz Charlotte McKinney (también vigilante de la playa en Baywatch, la reciente versión cinematográfica de la serie).

  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa