S MODA + VIÑA ESMERALDA

Raquel Sánchez Silva y Juan Duyos brindan con vino blanco por el verano de los reencuentros

El diseñador de moda y la presentadora de televisión rememoran, acompañados de un Viña Esmeralda bien frío, las mil historias que los unen tras todos estos meses separados.

Juan Duyos y Raquel Sánchez Silva, diseñador y musa, llevan brindando por su amistad más de 15 años. Hoy lo hacen por el reencuentro gracias a Viña Esmeralda.

Hay algo que Raquel Sánchez Silva no perdonará jamás a Juan Duyos. Se lo dice entre risas. “No solo eres mejor artista de lo que yo llegaré a ser nunca sino que, además, ¡cocinas mucho mejor que yo!”. Estallan los dos en carcajadas y se retan, en broma, a un futuro duelo en la cocina. La presentadora viene del plató de MasterChef Celebrity, donde ha estado rodando estos días bajo las más estrictas medidas de seguridad, al chalet madrileño en el que se ha dado cita con el diseñador y otros amigos de la moda. Es su primer reencuentro tras estos meses difíciles sin poder verse en persona. Y la excusa es inmejorable: compartir un brindis con Viña Esmeralda, el vino blanco con notas afrutadas y florales ideal para cualquier celebración. “A veces, cuando estoy en el plató en una prueba de cocina, pienso: ‘¿qué haría Juan?’”. Y él le responde: “Ya sabes que yo siempre he dicho que cocinar y diseñar tienen mucho que ver. Tienes que saber mezclar los elementos para que el de enfrente lo disfrute”.

Son ya muchos años, más de 15, ejerciendo de diseñador y musa. Les unen mil historias. “Recuerdo que tú siempre me invitabas a tus desfiles y me vestías para las ocasiones especiales. Pero hubo un día en que todo cambió, el día en que pasé de llamarte Duyos a llamarte, simplemente, Juan”. “Cierto. Desde entonces hemos compartido muchos planes, muchas cenas juntos, muchos brindis”, continúa él. “Y aficionándonos cada vez más al vino blanco, como Viña Esmeralda. Porque para mí el vino blanco ya es que va con todo”.

En la mesa les espera un menú muy mediterráneo pensado para maridar con el sabor suave y alma femenina de Viña Esmeralda: una tabla de quesos con brevas y otras frutas de temporada, un tartar de atún rojo y aguacate con semillas de sésamo, lubina al horno con sal de cítricos, chips de espinacas y patatitas y, de postre, tarta de limón con merengue.

Para Juan Duyos, el maridaje perfecto de Viña Esmeralda en verano es con un buffet de ensaladas frescas; para Raquel Sánchez Silva, lo ideal es un pescado a baja temperatura o un carpaccio de marisco.

El modisto reconoce que cuando es él quien recibe para acompañar un buen Viña Esmeralda, el vino blanco con certificación vegana, prefiere algo fresco y sencillo. “Yo soy muy de pescados al horno o de verduras al curry con arroz aromático, pero el vino blanco marida con muchas más cosas de lo que a veces la gente piensa. A mí en verano me gusta preparar un buen buffet de ensaladas variadas frescas para mis amigos en la terraza de mi casa. Es un momento ideal para improvisar mezclas de sabores: con cítricos, con frutos secos, con salsas ligeras que vayan más allá del clásico aderezo de aceite y vinagre… Con eso, un buen jamón de Teruel, una tabla de quesos y el Viña Esmeralda bien fresquito, lo tienes ganado”.

Y la presentadora recoge el guante proponiendo su propio menú. “Pues yo si pienso con qué va Viña Esmeralda lo primero que me viene a la cabeza es un pescado cocinado a baja temperatura, un carpaccio de marisco, un buen arroz melosito con langostino y carabinero… Y un postre fresco, ¿verdad? Una crema de limón. Seguro que tú también la haces mejor que yo, ¿no?”. Y Juan se ríe: “Ahí me has pillado… Yo para los postres, no…”. “¡Menos mal! He encontrado mi hueco para ganarte en la cocina”, aplaude Raquel entre risas.

Los unen mil historias desde hace más de 15 años. Raquel Sánchez Silva y Juan Duyos han encontrado el cómplice perfecto para su amistad en Viña Esmeralda.

En septiembre veremos las virtudes culinarias de Raquel Sánchez Silva como concursante en la nueva edición de MasterChef Celebrity. Ese mismo mes, Juan Duyos, que continúa trabajando el diseño de autor y la costura a medida, pondrá a prueba un formato alternativo a la pasarela para presentar su nueva colección. También continúa con sus diseños personalizados de vestidos de boda. “Mis novias siempre me piden consejo para el peinado o los zapatos que acompañen al vestido. Pero las que me conocen mejor y saben que tengo la casa llena de plantas o que me encanta cocinar, me preguntan por qué flores elegir para decorar en ese día tan especial o con qué brindar. Y siempre les digo lo mismo: que apuesten por el blanco, tanto en la decoración floral como a la hora de escoger el vino. Es garantía de éxito”.

Ambos han extraído una conclusión esencial de estos últimos meses separados forzosamente. Lo resume Raquel: “Nos hemos dado cuenta de que hay muchas cosas que podíamos hacer online y otras que no. Brindar no acaba de poder ser. Porque se necesita de algo muy físico, tiene que ver con todos tus sentidos. Y a tus amigos los necesitas con todos los sentidos, no con algo tan frío como una pantalla. ¿Brindamos?”. Y alzan su copa de Viña Esmeralda una vez más.

¿Tú también tienes recuerdos especiales de verano brindando con amigos y Viña Esmeralda? Compartirlos en vinaesmeralda.com tiene premio: si se selecciona entre las mejores, puedes ver tu anécdota ilustrada y ganar uno de los packs de dos botellas, blanco y rosé, que sortean semanalmente.

Fresco, afrutado, floral… El verano sabe a Viña Esmeralda.

Etiquetas: |
  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa