Rachel Zoe, la estilista que se convirtió en icono

¿Cómo lleva eso de vestirse a sí misma una persona que ha alcanzado la fama vistiendo a otras?

Rachel Zoe

Foto: Getty Images

Aunque no tiene estudios específicos de moda (estudió psicología en Washington), Rachel Zoe es la estilista de Hollywood por excelencia. Demi Moore, Anne Hathaway, Eva Mendes y Liv Taylor son solo una pequeña parte de su larga lista de exclusivas clientas. A ella acuden siempre que quieren impresionar pero no saben cómo. 

Capaz de convertir una actriz que pasa desapercibida en un icono de la moda, tiene fama de tener una personalidad complicada y un gran ojo para los negocios, lo que le ha llevado a construir un imperio con sus propios diseños, un reality show y colaboraciones con grandes marcas.

Su talento para vestir a los demás está fuera de duda. Pero, ¿cómo lleva eso de vestirse a sí misma? ¿Da la talla cuando tiene que ser ella la que se pone los 'trapitos' que selecciona? ¿Lleva a la práctica todo aquello que les impone a sus clientas?

En principio suele acertar, aunque tiene malos días como todos los mortales. Es adicta a los sombreros, adora las pieles falsas y ha hecho de los pantalones de pierna de elefante un básico imprescindible en su armario. Hoy es una estilista y no una 'celebrity' la que se somete a nuestro examen de estilo.

  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa