¿Qué es la ‘Inclusion Rider’ que reivindicó Frances McDormand en su discurso?

Con esas dos palabras la actriz concluía su agradecimiento tras ganar el Oscar. Un reclamo de diversidad en la industria cinematográfica que los artistas pueden exigir en los contratos.

Frances McDormand

Frances Mcdormand durante su discurso. Foto: Getty

Que Frances McDormand haya arrasado en la temporada de premios no solo beneficia a su carrera. Con cada aparición y premio que recoge, la ganadora del Oscar a Mejor Actriz por Tres anuncios a las afueras, da una lección. A sus continúas apariciones en la alfombra roja con cara lavada para reivindicar el fin del artificio y el abrazo al envejecimiento con dignidad, se suma ahora un brevísimo pero contundente alegato a favor de la diversidad en la industria del cine. Este ha llegado además en la que se ha considerado la edición más inclusiva de los premios.

Tengo dos palabras que compartir con vosotros esta noche: Inclusion Rider“. Cerraba con esa frase su discurso después de hacer levantarse a todas las mujeres del Dolby Theatre (actrices, directoras, guionistas, cámaras…) y tras reclamar que se las aborde para hablar de su talento en las oficinas y no en las fiestas. El silencio del público y el rápido aumento de búsquedas del término acuñado por McDormand en Google han confirmado su desconocimiento, que lo ha llevado a convertirse en trending topic.

Inclusion Rider es una llamada al compromiso por parte de la industria en busca de una representación real de la sociedad en sus producciones. La pueden reclamar los propios artistas en forma de cláusula aplicable a sus contratos y “exige al menos un 50% de mujeres, un 40% de diversidad de grupos étnicos, un 20% de personas con discapacidad y un 5% de personas LGTBI” tanto en el casting como en el equipo de rodaje, según explicaba la actriz a los periodistas al bajar del escenario. Medida de la que aseguraba haberse enterado “hace una semana, después de 35 años trabajando en el negocio. Ya no hay vuelta atrás”.

La iniciativa es de Stacey Smith, profesora y fundadora de la Annenberg Inclusion Initiative de la Universidad de Southern California, y de su equipo ‘Inclusionistas’. “Una solución que asegura que los individuos que trabajan en pantalla y detrás de la cámara en películas y televisión reflejen el mundo en el que vivimos”, ha contado a The Guardian. Experta en datos y activista, entre las cifras más esclarecedoras que ha recopilado en este estudio realizado con 900 películas estadounidenses de entre 2007 y 2016, están la del predominio de los personajes blancos: 70,8% frente al 13,6% de negros o al 3,1% de hispanos. La prácticamente nula representación de personajes gays, lesbianas y transgénero (36, 9 y 0 de entre 4.544 analizados en 2016) y la desigualdad también entre mujeres y hombres: en los guiones habla una mujer por cada 2,3 hombres que lo hacen. Esta reivindicación, traída al caso español, la hizo la actriz Cuca Escribano en los Goya de 2017 con su chal “más personajes femeninos”, denunciando que en nuestro cine solo un 20% de los personajes lo son.

La propia Smith incidía en la importancia del cine para la sociedad y en la representación que este hace de ella durante su charla TED de 2016 en San Francisco. Las películas son maravillosas, pero no dan a todo el mundo la misma oportunidad de aparecer en ellas. Una reivindicación que va más allá (de hecho, sería la previa) a la reclama ‘hollywoodiense’ ya repetida años anteriores a golpe de ‘#OscarsSoWhite’ (Oscar muy blancos), que reclama mayor diversidad de razas entre los nominados. Si los equipos son más diversos, los premios lo serán por extensión.

Pero, ¿qué pasa si no se cumple la cláusula? El distribuidor se hace responsable. “Tendría que pagar una multa que iría destinada a un fondo que apoye, por ejemplo, a mujeres directoras (solo un 4% en Estados Unidos y un 16% en España) u otros grupos con baja representación”, explica Smith en su web.

“Me comprometo con la Inclusion Rider. ¿Quién está conmigo?”, ha dicho la también ganadora de un Oscar Brie Larson en un tuit. Una de las primeras artistas en secundar esta iniciativa que promete sumarse a la revuelta de Hollywood con los crecientes movimientos #MeToo, Time’s Up o el reciente #AskMoreOfHim, la iniciativa masculina que pide a los hombres asumir responsabilidades frente a los abusos en la insdustria.

0 Comentarios
Mostrar más

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?

REGÍSTRATE

  • También en Flipboard

    App S Moda

    También en Flipboard

  • Este mes en

    S Moda

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa