La nueva (y empalagosa) personalidad de Risto Mejide

El azote televisivo se convierte en el novio devoto de una modelo de 19 años con la que se ha comprometido públicamente.

risto mejide

Foto: Instagram Laura Escanes

“Te veo demasiado manso, quizás forme parte de esta campaña Mimosín que te estás currando”. La frase que un día soltó Mejide a uno de los concursantes que debían enfrentarse –nunca mejor dicho– al jurado de Operación Triunfo o Tú sí que vales, programas en los que colaboró como reencarnación del mal en la Tierra, bien podría atribuírsele a sí mismo y a su nueva personalidad, patente en las redes sociales.

Me temo que si se hiciera una votación popular sobre Risto Mejide mucha gente se quedaría con su faceta demonio, antes que con su romántico y manso carácter. Cuando defenestraba a los nerviosos concursantes, muchos queríamos pensar que tras esas gafas oscuras y ese papel que se le había encargado representar, se escondía un chico que, cuando nadie lo veía, ayudaba a las ancianitas a cruzar la calle. Ahora que le vemos proclamar su amor y anunciar su boda al estilo de las películas aptas para todos los públicos, muchos mal pensados empiezan a intuir que lo que se oculta tras este hombre sensible, capitaneado por los latidos de su corazón, es una cuidada estrategia para salir en los medios, aunque sea en las páginas de la prensa rosa. A pesar de que su afilada e ingeniosa lengua pronunció también esta sentencia a otro de los que aspiraban, si no a convertirse en estrellas, si a su minuto de fama televisiva: “intenta ser tú el protagonista, no tus devaneos con las tías”.

Laura Escanes, una modelo barcelonesa de 19 años, –21 menos que él– es el último “devaneo” del publicista, aunque esta vez parece que va en serio, ya que todo un teatro, el Borràs de Barcelona, fue testigo de su pública pedida de mano durante el espectáculo del humorista Manu Sánchez, al que también asistían Jordi Évole y Carlos Latre. Manifestar su amor a los cuatro vientos es ya costumbre habitual en Risto, como cuando aprovechó el photocall del Festival de cine de Málaga de este año para besar a la actriz Carla Nieto –con papel en la serie Cuéntame y anterior pareja del showman televisivo–. “No quería que nadie vendiera esa exclusiva. Nunca he vendido mi vida y creo que fue una manera muy bonita, en el Festival de cine de Málaga, delante de todos los medios que no se lo esperaban… Pues si, nos hemos enamorado y ya está”, declaraba Mejide en una entrevista a LOC. En la que, tras apuntar el periodista que le extrañaba esta conducta en una persona antes tan celosa de su intimidad, el publicista añadía, “yo no he hecho esto para promocionar a nadie. Ni Carla lo necesita, ni yo. Lo hicimos para que nadie vendiera una exclusiva con nuestro noviazgo, o que nadie nos pillara por la calle y vendiera esas fotos. (…) Que mal está el mundo que, cuando alguien se enamora, tiene que ser una estrategia”. Para más adelante apuntar, “yo soy una persona muy romántica. Ya lo ha dicho alguna de mis ex parejas. Creo en el romanticismo, pero es una faceta muy íntima que siempre llevo al margen de los medios. Ahí sí que me verás en muy pocas ocasiones hacer estas cosas en público”.

Todo lo que te. #toelrrato #condoserres

Una foto publicada por Laura Escanes (@loraescanes) el

Los medios son una cosa y las redes sociales otra, ya que las fotos y selfies de la nueva pareja se prodigan por Instagram con una estética que podría llevar por título El maduro y la jovencita, un poco al estilo Vacaciones en Roma, en la que ella ríe abiertamente o le hace cucas monas, mientras él se mantiene serio o esboza una leve sonrisa. Imágenes en las que parece que el premio gordo ha sido para la chica, que no puede reprimir su alegría y contento. Instantáneas que recuerdan a las de Arthur Miller y Marilyn Monroe. La belleza y la inteligencia, la bella y la bestia. La modelo ha sacado en su cuenta de Instagram una foto de la página de un libro de Mejide, en el que define el amor; mientras Ruth Jiménez, ex del presentador y madre de su hijo, confesó a los medios en la 080 Barcelona Fashion Week, “será la crisis de los cuarenta. Ya es la segunda con 19 años, así que no debe ser una casualidad”.

Pero para ir a las raíces de la trasformación de este comunicador hay que ir al momento en que decidió renunciar a sus gafas oscuras por unas de ver y cambiar el papel de malvado por el de gafapasta, coincidiendo con el estreno de su programa Viajando con Chester. “Quiero ser más trasparente”, confesaba a Buenafuente en su programa En el aire. “No podía hacer de jurado cabrón con cara de buena persona, porque yo tengo cara de buena persona”.

El humor y la aceptación del fracaso, como forma de crecimiento, son otras de las máximas, que siempre han existido en su filosofía, pero que ahora se utilizan en su vertiente buen rollo. “Tú eres de esos personajes que parecen duros, pero a los cinco minutos de conocerte ves que no”, comentaba Buenafuente, a lo que Mejide añadía: “Sí, como mi vida sexual”. El escaso éxito de su último programa Al rincón de pensar, puede interpretarse de muchas maneras, y en España tenemos dos formas de salir airosos del asunto. Si algo engancha, pero es de mala calidad, decimos que es lo que la gente quiere, que conecta con el público, nos guste o no –tipo Belén Esteban-; mientras que si no tiene éxito, nos consolamos pensando que el nivel cultural de este país es tan bajo que nadie nos entiende. En el caso de Risto, tal vez la razón de que el programa no alcanzara la audiencia deseada es que no molestó lo suficiente o no lo hizo de la forma adecuada, ya que como Leopoldo Abadía apuntaba en el prólogo de su libro Annoyomics. El arte de molestar para ganar dinero (Ediciones Gestión 2000, 2012), “molestar es relativamente sencillo, pero lograr que una estrategia, un producto o una actitud ciertamente molesta consigan tener un aspecto positivo, sin caer en el insulto y la ofensa, y escandalizando lo justo para poder obtener el resultado óptimo es, claramente, una visión muy innovadora de la acción de vender. No es fácil y no puede hacerlo cualquiera”.

Tal vez la nueva marca Mejide peque de excesivamente blanda –es fácil pasar de bueno a malo, pero nos creemos muy poco el cambio contrario– y necesite algo más de pimienta. Como el mismo dijo en una entrevista a El País hace tiempo: “Por supuesto, me encantaría que me dieran palos. No hay nada peor en este mundo que la indiferencia. Hay que polarizar a la gente. Sobre todo en este país, en el que todo el mundo intenta caer bien todo el rato, donde todo es tan blando”.

Qué locura más bonita #toelrrato

Una foto publicada por Laura Escanes (@loraescanes) el

Amándote ? #toelrrato #condoserres

Una foto publicada por Laura Escanes (@loraescanes) el

Etiquetas:
0 Comentarios
Mostrar más

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?

REGÍSTRATE

  • También en Flipboard

    App S Moda

    También en Flipboard

  • Este mes en

    S Moda

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa