El sueño americano de H&M

Hollywood celebra la línea de Marni para H&M junto a Sofia Coppola, Milla Jovovich, Winona Ryder y Drew Barrymore.

Sofia Coppola Marni

Siete de la tarde en Los Ángeles. Se abren las puertas de la Sowden House y una gran escalinata nos conduce a la mansión santuario que construyó el arquitecto Lloyd Wright en 1928 en el distrito Los Feliz de Los Ángeles. Velas, copas de Möet & Chandon, alfombras persas, puffs, cojines –forrados con los estampados más emblemáticos de la firma Marni–, habitaciones majestuosas –convertidas en salones privados–, muebles art deco, espacios que se rinden a la indulgencia de la exuberante vegetación y la fastuosidad de Marrakech… Podría ser uno de los sets de rodaje de los Studios Paramount que diseñaba Wright en los años 30. Incluso podría haber sido la localización del spot de Marni para H&M que rodó Sofia Coppola en Marruecos. Sin embargo, esta vez no se trata de una de fiesta de Hollywood sino de la presentación de la línea de Marni para la cadena sueca, cuyas primeras fotos se han desvelado hoy.

«No tengo ni idea de qué es Marni; no sé de qué me estás hablando», dice en voz alta Mel Gibson en la entrada. Como en los guateques privados que organizaban los Sowden en los años 30, solo unos pocos elegidos están invitados. A diferencia del evento que celebró H&M con Donatella Versace en Nueva York en noviembre, esta vez la lista es muy restringida. Solo 150 elegidos y solo dos medios de España. Sofia Coppola, Consuelo Castiglioni y Margaretha Van Den Bosch dan la bienvenida a los invitados. Milla Jovovich, Drew Barrymore, Winona Ryder, Elisa Sednaoui, Lou Doillon (con un traje de chaqueta y short de raso estilo pijama), Winnona Ryder (preciosa con el abrigo de maxilunares negro de la firma), Freida Pinto, Shirley Manson (magnética y cercana), la artista Lykke Li, Jessica Chastain…

«Me gusta mezclar estampados y cuando un diseñador –como Consuelo Castaglioni– te dice que eso esta bien, entonces me rindo a sus pies» cuenta Drew Barrymore a su llegada, mientras saluda a Milla Jovovich. Más tarde, sentada a nuestro lado, asegura que sus piezas favoritas son los complementos. De hecho, lleva uno de los collares más llamativos de la colección, con piezas orgánicas móviles en un amarillo traslúcido casi fluorescentes. «¿Puedo hacerle una foto?» le pregunta un bloguero. «Solo un minuto», dice. Saca un gloss de su cartera de mano, humedece sus labios y posa ante la cámara. Está acostumbrada a impostar una sonrisa gélida cuando disparan los flashes… Y también cuando un camarero intenta venderle su próximo guión. Como repetía el narrador de Pretty Woman: «¡Bienvenidos a Hollywood! ¿Cuál es tu sueño? Esto es Hollywood: la ciudad de los sueños. Algunos se hacen realidad,otros no, pero sigue soñando… Esto es Hollywood. ¡Es hora de soñar: sigue soñando!». Sin embargo, esta vez Drew Barrymore se va incluso antes de que termine el concierto. De manera que el camarero tendrá que esperar a otra ocasión para hacer realidad su sueño.

F… El nombre del artista invitado empezaba por esa inicial. Esa era la única pista que teníamos. Minutos antes en el hotel las apuestas se decantaban por Florence + The Machine. Sin embargo, en uno de los pasillos de Sowden House alguien dijo «Ferry». ¿Bryan Ferry? ¡Sí! Allí estaba el artista británico, que había sido portada de S Moda apenas unas semanas antes. Sobre el escenario sonaron algunos de sus temas más conocidos, como More Than This o Avalon. Letras que forman parte de la adolescencia de toda una generación y que hicieron estremecer a Elisa Sednaoui, que casualmente es es la portada de S Moda de hoy. «Me gustan muchísimo cómo han quedado las fotos de la revista», nos dice antes de irse. Y después, nos lo tuitea.

Etiquetas: |
  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa