¿Por qué aplicarte la base con brocha es mejor para tu piel (y para el medioambiente)?

Usándola gastarás menos maquillaje, tu rutina será más higiénica y sostenible y aportarás efecto masaje. Lo confirman los expertos.

Visto en la semana de la moda de Milán: la brocha es la herramienta más utilizada en los backstages de las pasarelas. Foto: © Getty Images

Lo adelantaba uno de los últimos estudios de STANPA realizados tras el inicio de la pandemia: “El nuevo consumidor de belleza se caracteriza por la responsabilidad y practicará un consumo consciente, solidario y sostenible interesado, sobre todo, por su salud. La preocupación por el medioambiente y el valor de la higiene recobran fuerza entre sus prioridades”. Llamaban a este nuevo tipo de cliente en el mercado cosmético CSS -consciente, solidario y sostenible- y éste, además de estar interesado en practicar un consumo más sostenible, ponía más énfasis que nunca en ser limpio y pulcro a la hora de maquillarse y cuidarse la piel.

En esta misión, uno de los primeros pasos a la hora de adaptar la rutina de belleza consiste, dejando a un lado formulación y compromiso ético de los productos, en incluir la utilización de brochas a la hora de aplicar los mismos. Ha ocurrido no solo en el ámbito del maquillaje, sino también en el del cuidado de la piel… Y es que no son pocos los vídeos de celebrities ni los virales de Tik Tok que hemos visto en los últimos meses en los que las mascarillas se aplicaban, sí, con la ayuda de una brocha. Sin embargo, es su uso más primario el que vuelve a resurgir: en el último año, la búsqueda de brochas para aplicar la base de maquillaje ha aumentado un 350% según los datos que arroja Google Trends. Como prueba fehaciente, el fenómeno de la brocha multiusos Alleyoop Multi-Tasker 4-in-1 Makeup Brush, que se agotó en cuestión de minutos y tuvo una lista de espera de más de 10.000 usuarios en Internet.

Compra por 23,45€ en Aleyoop

Más ecológica y más limpia

Cuidadas con el debido esmero -atención al método infalible y a la pastilla de jabón Lagarto para dejarlas como nuevas-, las brochas duran más que cualquier otra herramienta. Y no solo ellas: también hacen que dure más tu fondo de maquillaje. “Está comprobado. Con los dedos y las esponjas hay que tomar más cantidad de producto, es más difícil calcular la dosis exacta y siempre hay excedente que se acaba retirando con agua”, apunta Eliecer Prince, National Make Up Artist de Guerlain, que aconseja extender siempre el fondo de maquillaje con una de ellas. Mejor, además, si son de pelo sintético: “Las esponjas absorben más producto y su limpieza resulta más dificultosa. Las brochas absorben mucho menos, especialmente las sintéticas”, añade la Doctora Natalia Ribé, especialista en medicina estética y directora del colectivo médico estético de Top Doctors.

Por fortuna, son estas últimas las que más se comercializan y más se han popularizado en los últimos años. “El pelo sintético ha eclipsado al pelo natural y, gracias a sus diferentes grosores y encerados, son perfectos tanto para aplicar los maquillajes grasos, como las bases o las fórmulas en crema, como los bronceadores, el colorete o los polvos sueltos de acabado”, matiza Estrella Corral, maquilladora y Brand manager de LOLA Make Up. Y el mercado va más allá: si ser cruelty-free y utilizar pelo sintético era un imprescindible, la sostenibilidad y el respeto al medioambiente también se han convertido en requisito clave recientemente. Lo confirma una de las marcas de brochas más vendidas del mercado, las mismas que usa y que ayudó a popularizar la congresista más joven de la historia de EEUU, Alexandria Ocasio-Cortez. Son de la marca EcoTools y triunfan gracias a su compromiso con el planeta: “Creamos herramientas de calidad fieles a una filosofía ecologista. La fabricación de los productos destaca por su respeto a los árboles: los mangos de las brochas están hechos de bambú y el packaging es 100% libre de papel y está compuesto por un 20% de algodón y un 80% de fibras de bambú. Asimismo, utilizamos materiales reciclados como el aluminio y el plástico para dar una segunda vida a las materias primas”, contaba a S Moda Ruth Vera, brand manager de EcoTools.

Brocha para base con mango de bambú de EcoTools.

Para completar el ciclo y mantener la higiene, los expertos no dejan de recalcar lo importante de lavarlas a menudo: “El hecho de considerar un tipo de aplicador más higiénico que otro, suele responder fundamentalmente a la facilidad de poder lavar dicho dispositivo. Aunque las brochas son más higiénicas que otros dispositivos incluso sin agua, el mejor modo de mantener una brocha libre de bacterias es lavándola con agua y jabón, y dejándola secar. Aunque por tratarse de un aplicador bastante higiénico ya de por sí, cuando no disponemos del recurso del lavado tradicional, bastará con un tissue para dejarla como nueva”, explica Ribé a S Moda.

Pero ojo, cuando sí puedas hacerlo, vale la pena: “Se deberían lavar alrededor de una vez a la semana. Con agua fría y jabón neutro y dejando que se sequen en horizontal. Si has utilizado maquillajes muy grasos, puedes utilizar también un aceite desmaquillante para eliminar del todo la suciedad y evitar pasarte por la cara una tonelada de bacterias en cada uso”, aconseja Corral.

Acabado natural y efecto masaje

Si a la hora de elegir productos y utensilios de maquillaje hay un objetivo tan o más importante que los anteriores, es el resultado obtenido al utilizarlos. Y sí, como era de esperar, vuelve a ganar la brocha. “Liberan el producto de manera mucho más uniforme sobre la piel que otros dispositivos como esponjas o las propias manos, por lo que el producto también se difumina mejor y el resultado es mucho más natural al integrarse con la piel. Además, al repartirse mejor, no es necesario utilizar tanto producto y en raras ocasiones hay excedente”, apunta la Doctora Ribé. Nos da la clave y el truco Eliecer Prince: “Después de atrapar el producto, las brochas lo van soltando de manera uniforme sobre la piel y permiten difuminar muy bien para que el resultado sea más natural y no se aprecien saltos de color en la piel”.

Pero hay más. Ese aspecto que hasta ahora casi no se había valorado de ellas y que es la gota que colma el vaso y nos convence: aportan efecto masaje sobre el rostro al aplicar el fondo de maquillaje. Vuelve a iluminarnos Prince: “Utilizándola como es debido, se efectúa sobre la piel un ligero masaje que reafirma la piel”. Coincide con él y con la forma correcta de ejercerlo la Doctora Ribé: “Al tiempo que aplicamos el color de manera uniforme sobre el rostro, damos un pequeño masaje a este que nos va a activar la microcirculación de la piel, lo cual siempre es favorable”.

¿Cuál es ese método? Prince nos lo explicaba en uno de sus talleres con Guerlain: “Siempre de adentro hacia afuera. Coloca un poco de producto sobre la superficie de la brocha, repasa la forma de la nariz y ve aplicando a toquecitos hacia el exterior del rostro. Tanto por mejillas, como por frente y barbilla”. Él lo hace con una de las estrellas en el mundo de las brochas desde su lanzamiento: la Brocha Retráctil de Maquillaje L’Essentiel de Guerlain, que ofrece varios pluses. Primero, es de superficie plana (ideal para aplicar el producto) y de fibras suaves y sintéticas hechas de carbón de bambú. Segundo, es ergonómica y suficientemente ancha y flexible para llegar a todos los ángulos del rostro. Y tercero, es retráctil y se guarda en su propia funda para mantener máxima higiene.

Compra por 28,92€ (40% de descuento) en Druni

  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa