S MODA + CAROLINA HERRERA

Perfumes y labiales ‘glitter’: cómo brillar estas fiestas de forma distinta

Carolina Herrera celebra la fantasía de las fiestas con una reinvención de Good Girl, el stiletto más icónico de la perfumería, y una edición especial de Superstar con tres labiales de acabado brillante

El hedonismo que proclama la pasarela este invierno y la fantasía desmedida que requieren estas fechas tienen un común denominador: el brillo. Ha llegado la hora de reivindicar las lentejuelas, abrazar el metalizado y vestirnos de destellos. Y si hay alguien capaz de reinterpretarlo con gracia y glamour esa es Carolina Herrera. Esta Navidad, la firma reivindica el derecho a destacar, haciéndolo sin caer en lo obvio: con la discreción de un perfume o la diferencia que marca una barra de labios.

Su propuesta empieza en una edición de lujo, Superstar Collector’s Edition, que reinterpreta sus dos perfumes más rompedores en clave metalizada: la fragancia femenina Good Girl y el perfume masculino Bad Boy. Famosos por explorar las poliédricas facetas de la mujer y la rebeldía del hombre moderno, sus dos fragancias se presentan juntas por primera vez en un cofre creado para invocar el ánimo festivo y, por qué no, practicar el arte de regalar.

Karlie Kloss pone rostro (y brillo) a esta metalizada reinvención de Good Girl.

El vertiginoso stilleto de Good Girl se cubre de un acabado brillante. Un diseño atrevido que profundiza en el imaginario estético de la firma, desde aquella primera colección en 1981 que evocaba el encanto del Hollywood clásico a sus últimas propuestas inspiradas en las excitantes noches neoyorquinas. “La mujer Herrera es audaz, tiene seguridad en sí misma y siempre es la más hermosa de la sala”, defiende Wes Gordon. Cualidades que captura su fragancia y encarna a la perfección Karlie Kloss. La enigmática modelo vuelve a personificar el espíritu audaz y rockero de Good Girl, con un mini vestido metalizado especialmente diseñado para la ocasión.

Con el objetivo de trasladar el brillo y la magia de las fiestas a los 365 días del año, Herrera Beauty ha lanzado también una edición especial de Superstar: tres labiales con efecto glitter, envueltos en una carcasa dorada, inspirada en el mundo del espectáculo y las divas de Broadway. Porque que no hay nada más cinematográfico que pintarse los labios.

De izquierda a derecha: Fantastic Pink (color nº 670), Carolina (color nº 610) y Superstar (color nº 611).

Fantastic Pink, Carolina y, su última incorporación, Superstar son una revisión irónica del clásico labio rojo, con una textura ultraligera y suave, que huye de lo tradicional a base de un acabado ultrapigmentado y brillante. La forma más deslumbrante de volver a colocar, después de tanto tiempo, la boca en el centro del maquillaje y de todas las miradas. Su secreto está en la fórmula, con partículas reflectantes de cuarzo que atrapan y proyectan la luz.

Como no hay nada más personal que una barra de labios, Superstar Herrera Beauty se puede personalizar a medida. Se empieza eligiendo el tono y el acabado recargable y se termina esculpiendo su icónica carcasa. Las opciones son infinitas: hay distintos charms para colgar de su anilla, desde el coleóptero en siete tonos eufóricos, hasta la flor de Jazmín, las iniciales Herrera Alphabet, un corazón o una piña; y hasta diez tonos diferentes de borlas para colgar de su parte imantada. El lujo de la individualidad.

La carcasa de Superstar se puede personalizar con ‘charms’ y borlas.

Etiquetas:
  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa