Más pobladas y definidas hasta 9 meses: así cambia tus cejas el ‘shading’

El microblading, la técnica de moda para dar forma y consistencia a las cejas, ya tiene competencia (y famosas adictas a ella).

shading cejas

Foto: getty images

Que nadie piense en lo que se entiende por “ceja tatuada”, artificial y para toda la vida. Hoy la tendencia en estética a nivel global es la combinación de naturalidad y temporalidad, y las cejas no son una excepción. Como explica Bárbara Torres, de la firma británica Nouveau Lashes, “se lleva la maxiceja, ya sea afilando un poco al final o dejándola en forma de cono y respetando los rasgos y gustos”. Y para conseguir ese efecto existen varios métodos de última hora más allá de los clásicos tintes, que quedan menos naturales, o de la extensiones, las cuales son poco duraderas (tres semanas) y requieren muchos cuidados.

Ahí están, por ejemplo, el conocido microblading o el más novedoso nanoblading. Como explica Paz Torralba, directora de The Beauty Concept, “las nuevas técnicas van más adaptadas a la clienta, no solo ya a su cara, sino también a su personalidad”. En su centro, por ejemplo, le dan una vuelta al microblading con su versión advanced. “En este caso contamos con una serie de parámetros: pequeños retoques sin necesidad de hacer la ceja completa, cobertura en antiguas micropigmentaciones, combinación con otras técnicas o cobertura de cicatrices. Ya no es solo dibujar, es estudiar de qué forma podemos reformular la estructura y mejorarla”, cuenta Torralba. El precio en este centro es de 500€.

Una opción más actual que la anterior es el shading, la opción preferida por Paula Echevarría. Como dice Elena Comes, propietaria de Le Petit Salon, “su fin es sombrear la ceja depositando manualmente pigmento en la capa basal de la epidermis, aunque antes de decidir, yo adapto siempre la técnica a la paciente”. La principal diferencia, aclara Rebeca Molinello, de Beauty&Go, es que “el microblading hace un dibujo que simula cada pelo, mientras que el shading se centra en un sombreado, consiguiendo mayor definición y que parezca más poblada. Es ideal para personas que no necesitan alargarla pero tienen poco pelo o muy fino”, como el caso de Echevarría, que ha reconocido en redes sociales lo contenta que está con su shading obra de Anabel Gornés, referente de Tacha Beauty entre celebrities, o de Kim Kardashian. Dura entre 6 y 9 meses. En Beauty&Go, 300 €; en Le Petit Salon, desde 300 €.

Con él surge su alternativa, el combo de shading con microblading. Gornés cuenta el proceso: “Empiezo por un análisis del rostro y diseño la ceja respetando la expresión, defino la forma y corrijo irregularidades: las cejas son hermanas, no gemelas”, apunta. Primero dibuja pelo a pelo siguiendo la propia forma, después sombrea con shading, rellena y trabaja combinando pigmentos. “Al no contener metales, el tono escogido no variará ni se aclarará con el tiempo, algo que sí sucede con el tatuaje y otras técnicas de micropigmentación. En cuanto al retoque y los cuidados, son similares a los del sombreado: a los cuatro días comienza a bajar la intensidad del tono, y a las cuatro semanas llega el retoque. La duración es la misma, pues esta parte necesita la revisión a los 6-9 meses. 900€ en Tacha Beauty.

Etiquetas: ,
0 Comentarios
Mostrar más

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?

REGÍSTRATE

  • También en Flipboard

    App S Moda

    También en Flipboard

  • Este mes en

    S Moda

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa