La dieta de la sonda y otros regímenes extremos de las novias

Según un estudio, el 70% de las mujeres comprometidas quiere perder peso antes de la boda. Éstas son algunas de las dietas que hacen para conseguirlo.

novia

Foto: Cordon Press

Dicen los expertos que trabajan vendiendo vestidos de novia que las mujeres comprometidas suelen tender a obsesionarse con su peso. Algunas quieren perder los kilos de más para verse lo más favorecidas posible el gran día. Otras engordan, quizá porque comen más por los nervios, y se encuentran a pocas semanas de la ceremonia con un vestido que no les abrocha. Según un estudio de la Universidad Cornell, el 70% de las mujeres comprometidas quiere bajar de peso. La presión por estar guapa a la hora de pasar por el altar lleva a algunas mujeres a iniciar dietas que podrían considerarse una locura.

En un artículo titulado “Los juegos del hambre de las novias” (lo podéis leer aquí), The New York Times analiza hasta qué punto pueden llegar las mujeres estadounidenses para vestirse de novias en su peso ideal. Las dietas a las que someten su cuerpo son extremas y de dudoso beneficio para la salud, pero la mayoría de las entrevistadas por el periódico asegura que los inconvenientes “merecieron la pena”. Estos son algunos de los 'juegos del hambre' de las novias en EEUU que, como es lógico, han despertado la polémica y han sido fuertemente criticados. Desde aquí os animamos a no probar los más extremos y en caso de querer perder peso consultarlo con médico.

La dieta de la sonda: Está supervisada por un médico, lo que no la excluye de ser una locura. El doctor Di Pietro ha bautizado su régimen como K-E. Se trata se suministrar a sus 'pacientes' una sustancia con nutrientes, sin carbohidratos, a través de una sonda gástrica. La sustancia aporta a las mujeres 800 calorías diarias durante diez días. Durante este tiempo, las pacientes experimentan una pérdida de peso de aproximadamente cinco kilos y medio. Eso sí, es una de las dietas más incómodas que existe. Además de tener que estar las 24 horas del día con la sonda enganchada a tu nariz, se ha demostrado que puede tener efectos secundarios como el estreñimiento, mal aliento y la posibilidad de marearse. El Dr. Di Prieto ha contestado a las críticas asegurando que al principio no quería ponerla en práctica, pero que luego se dio cuenta que no era nadie para decirle a una mujer si “dos o cinco kilos son suficientes porque quieren estar perfectas”. La broma cuesta 1.500 dólares (1.143 euros) y, según The New York Times, está muy extendida en Italia y España, aunque no somos conscientes de que sea un método muy popular en nuestro país.

Depuración con zumo orgánico:
en sitios como BluePrintCleanse ofrecen programas “de depuración” en los que por unos días solo bebes unos zumos orgánicos a base de verduras y fruta. Son una opción más saludable y más cómoda que la sonda puesto que lo único que tienes que hacer es tomarte los zumos cada ciertas horas. Además, para los que no quieran hacer algo tan extremo ofrecen una variante a base de zumos y comida vegana que puede ser una buena opción intermedia. Este método cuesta unos 50 euros al día y siguiéndolo durante tres se pueden perder casi tres kilos. Este tipo de dieta de depuración es la favorita de las celebrities. Eva Mendes y Demi Moore son algunas de las aficionadas a ella. Olivia Wilde incluso reconoce abiertamente que la hace y que se “la recomienda a todo el mundo”. Pero los médicos advierten de que muchas de las celebrities que usan estas dietas no llevan un estilo de vida sano por lo que no se les puede condiserar modelos saludables. Por otro lado, explican que, en realidad, se trata de 'dietas laxante', que provocan ir al baño con mucha frecuencia.

Dieta equilibrada y entrenador personal:
Todos los médicos aseguran que es la opción más indicada y que con ella se obtienen los mejores resultados, aunque hay que empezarla con tiempo. Obviamente no puedes llamar al entrenador la semana antes de la boda porque servirá de poco. Pero empezando unos cuantos meses antes del gran día se pueden bajar hasta diez kilos. Es una opción muy cara porque un entrenador puede cobrar fácilmente 100 euros la hora, pero lo que aprendes con él se queda para siempre contigo.

Aunque todas estos regímenes son efectivos, en Smoda creemos que el secreto para una novia guapísima está en la dieta de la felicidad.

Etiquetas: |
  • También en Instagram

    App S Moda
  • Este mes

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa