Del pelo de poni a Mercadona: el boom de las brochas de maquillaje

Los pinceles cosméticos viven su momento álgido en España. El proveedor de Deliplus calcula que venderá este año 10 millones de unidades.

Brochas MUFE

Foto: Make Up Forever

Si tienes cierto interés por la cosmética probablemente te hayas preguntado en algún momento si las brochas y pinceles son imprescindibles, cuántas necesitas, por qué son tan diferentes y la razón de sus diferencias de precio. No estás sola: el interés por las brochas de maquillaje cada vez es mayor. En el último año las búsquedas en Google han aumentado de una forma abrumadora, sobre todo las de la marca profesional MAC y Deliplus, la marca de cosméticos que se vende en Mercadona. Tanto que su empresa fabricante, la catalana You Cosmetics, espera vender 10 milones de unidades este año. El año pasado produjeron para Mercadona 6 millones de pinceles, según contaron a La Voz de Castelldefels (PDF). You Cosmetics dedica el 90% de su negocio a esta gran superficie. Sus precios son imbatibles: comprarse un pincel para aplicar la sombra de los ojos (3,31 euros), otro para polvos (5,38), uno de labios (2,98), un difuminador Kajales (3,75) y uno para colorete (4,36) apenas llega a los 20 euros.

¿Son las brochas imprescibles para un buen acabado? La videobloguera de belleza Aishawari cree que hay que usarlas en el maquillaje diario: «En esta vida hay cosas para hacértela más fácil, ¿verdad? Pues los pinceles y las brochas sirven para trabajar de una manera más rápida y obtener mejores resultados». Ella ha ido comprando brochas y pinceles más caros, pero «poco a poco, para no morir del susto con los precios«. Entiende perfectamente el éxito de las marcas blancas. «Para personas que no se maquillan a diario o no se dedican profesionalmente a ello no necesitan más; el producto en sí no está nada mal».  Virginia, autora del blog Virginia Holmes MakeUp, hace un inciso sobre las brochas distribuidas por Mercadona y unas de las más comentarios suscitan en foros especializados): «Están muy bien para el precio que tienen, aunque las de rostro no me gustan, porque no son nada suaves. Mi favorita es la de pelo de marta, si esa brocha la vendiera otra marca sería muchísimo más cara».

Brochas de maquillaje

Los tres superventas españoles de MAC: 239, 266 y 217

MAC

MAC vendió en España desde julio de 2010 a junio de 2011 un total 75.475 brochas. Para Baltasar G. Pinel, senior make up artist de MAC, el kit básico consiste en «una brocha para base de maquillaje, otra para corrector, un par para sombras de ojos y una para colorete y/o polvo». En concreto: la 190 Foundation brush (39,50 euros) «perfecta para cualquier base de maquillaje, ya sea cremosa o en polvo»; la 217 Blending Brush (21,50 euros), que promete «extender el corrector creando un efecto photoshop»; la 239 Eye Shader Blush (27 euros), «ideal para extender sombra de ojos y construir sin dejar líneas ni marcas, difuminados perfectos»; la 266 Small Angle Blush (22,50 euros), «una brocha biselada que convierte el más difícil de los eyeliners en un trabajo de niños» y la 129 Powder/Blush Brush (30 euros), hecha con fibras naturales, «perfecta para la aplicación de colorete o iluminadores». Sus bestsellers españoles son las 266, 217 y 239.

Brochas de maquillaje

Parte de la gama profesional de Make Up Forever

Make Up Forever

Esther Montoro De Diego, de Make Up For Ever España, también piensa que un promedio de cinco brochas es una cantidad útil y asumible. Para ella el pincel de labios es más importante que el corrector. El resto de útiles son como los elegidos por Baltasar: un pincel de maquillaje, dos de ojos (uno plano y otro biselado para las líneas) y otro para el colorete. La base de maquillaje de textura cremosa se debería aplicar con la 35-N (33,20 euros) una brocha de fibras de nylon. Las sombras en polvo podrían aplicarse con la 10-S (23,10 euros) o la 12-S (29,60 euros; dependiendo de cual sea más cómoda de manejar para la consumidora), fabricadas con pelo natural de marta. Para marcar más la cuenca del ojo, «mejor optar por la 14-s (24,60 euros) que tiene la punta redonda y llega mejor a ese área». La 30-S (30,10 euros) es de «pelo natural de cabra, muy útil para el colorete aunque se puede usar tambien para polvos bronceadores». Finalmente, quien se decida por pintar los labios con un pincel (no es tan difícil como se podría pensar) puede optar por la 5-N (18,10 euros) de fibras sintéticas que agarra y distribuye uniformemente el labial. Su producto más vendido sea la kabuki una brocha gruesa, casi sin mango, que sirve para extender polvos por la cara. Muchos la consideran la más suave del mercado.

En Bobbi Brown optan por simplificar (ojo a su tutorial Belleza en 10 pasos) con «The basic brush collection» (180 euros) con un set cerrado con seis brochas: para corrector, para base, difuminadora para el rostro, pincel para sombras, delineador para cejas y delineador para ojos (aquí los productos por separado). Las brochas para cremas y líquidos están hechas con nylon y las de sombras son de pelo de poni o cabra. Lydia García, supervisora de equipos de maquillaje de Bobbi Brown en España, añade a la selección la Bronzer Blush (42 euros), «de cerdas gruesas y enteras, que facilitan una aplicación suave, uniforme e impecable de un color natural y dorado. El pelo es mezcla de cabra, poni y material sintético» y la Blush Brush (44 euros), que tiene «bordes biselados y curvos, hechos con una mezcla de pelo de poni y cabra para facilitar una aplicación suave y uniforme». En los dos últimos años la firma (presente principalmente en El Corte Inglés) ha aumentado hasta un 10% sus ventas en nuestro mercado, posicionando España como el segundo país más importante de Bobbi en Europa.

Brochas de maquillaje

Pinceau poudre XL n°49, angled natural blush, pinceau paupière large naturel n°21 y pinceau fond de teint n°47, de Sephora.

Sephora

En cualquier caso ¿es necesario gastar 150 euros para tener unas brochas en condiciones? ¿es suficiente con los 20 euros de un kit de supermercado?

Según los responsables de Sephora España (los precios de sus brochas rondan los 10 euros por unidad)  la diferencia de precio suele ser por «los materiales empleados y el sector al que se enfoca cada producto. Los pinceles de uso profesional normalmente son más caros que los que se fabrican pensando en el consumidor, pero hoy en día, se pueden conseguir muy buenos resultados en casa con ambos«. El único truco: «fijarse en el tacto del pincel para asegurarse de que el pelo es de calidad». Su kit básico con cinco elementos no supera los 70 euros y mezcla materiales sintéticos y naturales según el uso. Incluye el pincel fond de teint nº 47 (13,15 euros) para aplicar la base («es imprescindible para un acabado perfecto»); el nº 22 (9.70 euros) y el nº 13 (11.90 euros), específicos para las sombras de ojos; el pincel XL nº 49 (28 euros) para aplicar polvos y, para extender el colorete como una profesional, el Blush Naturel 131 (22,35 euros).

«La diferencia de precio es por los materiales con que están hechos los pinceles y la precisión del corte de pelo», coincide Esther Montoro de Diego. Baltasar prefiere reseñar en mayúsculas que las diferencias son «POR LA CALIDAD». Las brochas de MAC estan esculpidas a mano, los mangos son de madera y los casquillos de níquel. Lydia García da por zanjada la cuestión explicando la laboriosidad del proceso de creación de las brochas de Bobbi: «Se diseñan con una densidad de pelo, forma y corte específicos para captar y depositar producto con precisión. Además, están hechas con mangos de abedul y los pelos están cortados a mano«.

No siempre lo sintético es peor. El nylon es el principal material con el que se fabrican las brochas para la base de maquillaje o labiales (pero también en las cerdas del pincel de la máscara de pestañas), porque distribuye mejor los líquidos o la crema sobre el rostro. «Estas fibras proporcionan una flexibilidad mayor y se pueden fabricar desde más gruesas a ultrafinas que, por ejemplo, serían ideales para el eyeliner», dice Pinel. Por su parte las texturas en polvo (sombra, colorete, bronceador…) se aplican preferiblemente con pelo natural de marta, cabra o poni. «El de marta es el que más se usa para los pinceles de sombras, el de poni es más grueso y sirve para coger más cantidad de producto y difuminar mejor el colorete o el polvo bronceador», dice Montoro de Diego. «Las mixtas combinan ambos beneficios y proporcionan aplicaciones masivas de producto con la delicadeza de una fibra ultraflexible de origen sintético», finaliza Pinel.

Brochas de maquillaje

Otra brocha mítica: la Yachiyo de Nars (55 euros).

Nars

Etiquetas: ,
0 Comentarios
Mostrar más

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?

REGÍSTRATE

  • También en Flipboard

    App S Moda

    También en Flipboard

  • Este mes en

    S Moda

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa