Las nuevas diosas de África desbancan a Barbie

La apuesta por la diversidad de la firma nigeriana Queens of Africa ha convertido a sus muñecas en un éxito de ventas en medio mundo.

barbie
Foto: Queens Of Africa-Black Nigerian/African Dolls
10

La rebelión contra las venus ebúrneas de Mattel no cesa. Primero fueron las Bratz y más tarde las muñecas góticas. A la pugna por el favor de los niños se unieron el año pasado las Lammily, con acné y celulitis, y las Tree Change Dolls, sin maquillaje. Quizás por eso a nadie le extrañan los malos resultados que acaba de anunciar el fabricante de Barbie –los beneficios de la compañía juguetera estadounidense cayeron un 44,8% en 2014 –. Lamentablemente, en 2015 pintan bastos para sus responsables. La llegada de una nueva remesa de monigotes de PVC desde el continente africano ha puesto en alerta a los grandes popes de la industria. ¿Su nombre? Queens of Africa.

Estas muñecas nigerianas rehúsan comulgar con el ideal de belleza imperante. Paradójicamente, su perfección nadie la cuestiona. Son las nuevas reinas del continente negro. Visten a la moda tradicional y en sus anuncios no dudan en denunciar los abusos de las satrapías locales, como la de Boko Haram. Son, según presume la compañía que las fabrica, un vehículo para "empoderar a las chicas africanas del siglo XXI y contribuir en el desarrollo de su madurez y confianza". Siete años después de su nacimiento, las muñecas Queens of Africa han conseguido traspasar fronteras. Arrasan en su país de origen y desde hace unos meses se venden en Estados Unidos y Europa.

Todo comenzó cuando Taofick Okoya, un empresario de éxito y filántropo nigeriano, buscaba un regalo para su sobrina. Quería una muñeca tipo Barbie y de raza negra. Al ver lo difícil que resultaba encontrar algo que se ajustara a sus pretensiones, decidió inventarla. Así nació FICO Solutions Nigeria LTD, un emporio juguetero que hoy por hoy comprende muñecas, libros, programas educativos, cómics y dibujos animados. Su facturación representa el 15% del total de la industria especializada en el país. La joya de la corona de la compañía es la colección Queens of Africa, a cinco euros la pieza –las versiones más exclusivas pueden costar hasta quince euros–. Cada mes despachan unas 10.000 unidades aproximadamente.

barbie

Queens of Africa, en apoyo de la campaña #bringbackourgirls.

queensofafricadolls.com

El éxito de las Queens of Africa es un síntoma de la pujante clase media nigeriana. Mientras las ventas de juguetes en Occidente crecen a razón de un 1% anual, en el país africano, el más poblado del continente, alcanzan el 13%. Taofick Okoya tiene buena culpa de ello. Su invento, inspirado en la idiosincrasia tribal del país, ya se exporta a medio mundo. Las Queens of Africa se pueden peinar –los creadores proponen hasta cinco looks diferentes–, vestir –con prendas basadas en la tradición– e incluso adaptar al credo religioso de su propietario.

En una entrevista reciente, Okoya explicaba algunos secretos de sus muñecas: "Representar las características de los afrodescendientes no resulta fácil. De la misma forma que no hay dos negros iguales, tampoco las Queens of Africa tienen el mismo tono de piel. Algunas son más oscuras y otras tienen una pigmentación más clara. Todo esto es importante. No se puede subestimar el poder los juguetes porque su influencia es determinante". Su empresa tiene a gala un código de responsabilidad social bastante ambicioso. Básicamente, el objetivo consiste en promover una idea positiva de la identidad africana y ayudar a que las niñas afiancen sus sentimientos de "autoconfianza y resiliencia".

En ese empeño, Okoya ha anunciado que su intención es convertir Queens of Africa en una marca global. Desde hace unos meses, y gracias a la atención que ha recibido en medios internacionales, las ventas en el extranjero se han disparado, sobre todo en Estados Unidos, Brasil, Costa de Marfil, Sudáfrica y algunos países europeos. Mientras tanto Barbie, precursora de la muñeca perfecta, se resiste a desasirse de su corona. A los menguantes beneficios de la niña bonita de Mattel se suman el creciente descrédito que sufre desde hace tiempo y su discutida estrategia de comunicación. El siglo XXI le ha pillado con el paso cambiado a la histórica muñeca creada por Ruth Handler. Parece que son los eternos olvidados quienes reclaman hoy el protagonismo de un tiempo que quizás les pertenece.

barbie

Muñecas Queens Of Africa.

Queens Of Africa-Black Nigerian/African Dolls

barbie

Taofick Okoya, creador de las muñecas, y portada de uno de los libros de la colección.

Twitter (@taofick) / queensofafricadolls.com

10

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?