El viral de los desconocidos besándose que resultó ser un anuncio

El video que ha revolucionado las redes estaba protagonizado por actores y modelos para promocionar una marca de ropa.

cover
Foto: Tatia Pilieva/YouTube
32

Si en las últimas 48 horas no ha consultado sus redes sociales o leído algún periódico digital quizá todavía esté a salvo. En caso contrario, seguro que se ha hartado de ver en su Facebook, Twitter o red social personal alguna entrada de un conocido comentando lo maravilloso que es el video de los extraños que deciden darse un primer beso delante de una cámara y bajo un impecable blanco y negro. El video, titulado First Kiss, apareció hace dos días en el canal de YouTube de su directora,  Tatia Pllieva, bajo este texto: "pedimos a 20 desconocidos que se besaran por primera vez…". En tres días, ya ha conseguido más de 21 millones de visionados, y sigue subiendo.

Compartido hasta la saciedad, lo que muchas webs de información no captaron era que, en realidad, el supuesto experimento artístico que capta cómo actuamos en ese primer encuentro era un fashion film. Una campaña de promoción de la firma de moda estadounidense Wren. El clip se lanzó dentro de la semana que la web de tendencias Style.com dedica a los videos de moda.

Desde Slate desvelaron que el video "era precioso porque estaba protagonizado por modelos, músicos y actores". Una de ellas es Langley Fox, hermana de Dree Hemingway, también hay componentes de las bandas OK Go y The Like y entre los "extraños" también está Soko, la autora de la canción que se escucha en el video, We Might be dead by Tomorrow, que solo ayer consiguió un millón de descargas en iTunes.

Quién ha obrado toda esta estrategia perfecta de comunicación es Melissa Coker, creadora y directora creativa de Wren y experta en realizar trabajos de esta índole en el pasado. Ha trabajado con Gia Coppola y Tavi Gevinson, a la que ya hizo cantar en uno de sus videos promocionales:

Coker defiende su video asegurando que "cada temporada hace este tipo de fashion films". Clips que "sean más interesantes por sí mismos y que no parezcan anuncios, capaces de emocionar a la gente y que no solo lo vea gente del mundo de la moda, sino gente normal que no está para nada conectada entre sí".

El objetivo, sin lugar a dudas, se ha cumplido. Su video ha conseguido la repercusión deseada y la marca ha captado muchísima más atención que cualquier presentación o desfile. "Esto ha excedido mis deseos de tener algo que sea interesante para la gente, más allá del ángulo de la moda", ha contado Coker a la web Fashionista. Puede que la ropa sea lo de menos en su video, pero sus prendas ya acumulan 21 millones de visionados. El esperadísimo estreno de Ghesquière en Louis Vuitton, apenas acumula 9.000. Hagan cuentas.

32

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?