Ellos las prefieren castañas

Tras décadas de culto al rubio, la evidencia se rinde ante las morenas: la moda, el cine o la música oscurecen las melenas sin dejar de lado la luminosidad y la riqueza cromática.

Morena

 

Foto: Patrick Demarchelier

EL MORENO ES TENDENCIA

Marrón glasé, chocolate, café… No son los ingredientes de un postre, sino los tonos que se suben a la cabeza esta temporada. Las brunettes son las nuevas rubias. Un ejemplo en moda lo proporciona Victoria’s Secret: Alessandra Ambrosio ha dejado atrás sus mechas californianas para desfilar con el sujetador más caro del mundo (dos millones de euros). También han dado el salto a la oscuridad actrices como Emma Stone, Ashley Tisdale, Kristen Stewart (rubia de nacimiento), Charlize Theron, Scarlett Johansson o las últimas chicas Bond. Skyfall, recién estrenada, cuenta con la francesa Bérénice Marlohe. En la música y las series de televisión, más de lo mismo: triunfa el moreno de divas indies como Zooey Deschanel.

TONALIDADES CON VIDA

«Los medios y oscuros están al día, desde los marrones con reflejos fríos hasta los cobres más pálidos», afirma Francisco Sainero, técnico de L’Oréal Professionnel. «La ruptura del color es tendencia. Se trata de trabajar la melena con diferentes reflejos y de lograr degradados, desde la raíz a las puntas», añade el experto. Conclusión: la uniformidad no triunfa, es la hora de las mechas o los highlights. «Aportan movimiento, profundidad y ligereza», informa Eduardo Sánchez, director artístico de Dessange International. La coloración en casa, más económica, es una tendencia al alza. Triunfan las gamas multirreflejos en todas las versiones de moreno, con fórmulas que eliminan el amoníaco y sellan la cutícula.

EN PERFECTO ESTADO


Eduardo Sánchez subraya la importancia de aplicar baños de brillo cada cuatro semanas para evitar que el castaño se torne mate; lavar cada dos con un champú de pigmentos y utilizar líneas de lavado protectoras del color para cuidar los pigmentos. Los ingredientes estrella que prolongan el tono son el extracto de alerce, que actúa como fijador, y los antioxidantes del té verde. «Los tintes oscuros favorecen a todos los rostros, salvo a pieles excesivamente claras», opinan desde Dessange. Y añaden: «A partir de la madurez, los tonos más claros suavizan los rasgos». Desde L’Oréal Professionnel creen que el oscuro les sienta mejor a los rasgos dulces.

Básicos

Facebook