El factor femenino como clave en "The Newsroom"

La serie más esperada de la temporada,"The Newsroom", se estrena esta noche en Canal +. Estas son las nuevas mujeres de Sorkin.

mortimermccartney

Emily Mortimer en el desfile Crucero 2013 de Stella McCartney.

Foto: GTresonline

Etiquetas:

Esta noche se estrena en Canal + una de las series más esperadas del otoño y cuya primera temporada finalizaba en la HBO estadounidense a finales de agosto. 

Si bien uno de los sentimientos comunes entre los que ya la han visto es que de un capítulo a otro puedes experimentar todo tipo de sentimientos; del embobamiento, a la frustración, pasando por la intolerancia a su condescendencia, quijotismo y patriotismo, cuyo ritmo queda desacompasado por la inconsistencia de sus triángulos amorosos, se le achaca un defecto muy poco sostenible: el de la misoginia

Muchos han tildado a sus personajes femeninos de títeres de su protagonista, Will McAvoy -interpretado por Jeff Daniels y en el que muchos ven el álter ego de Aaron Sorkin-, pero tanto Emily Mortimer como Olivia Munn, así como Jane Fonda o Alison Pill (os sonará de In Treatment y sale en A Roma con amor junto a Penélope Cruz), son el pivote, gritón y algo histérico, o sobradamente déspota, eso sí, en torno al que giran el resto de protagonistas y el grueso de la trama.

Emily Mortimer salió de su cascarón en Match Point, nada menos que con Scarlett Johansson como rival, y la hemos visto recientemente en la última de Scorsese, Shutter Island. En relación a The Newsroom, la actriz tiene varias cosas en común con McKenzie McCale; ambas son mujeres idealistas y de fuertes convicciones políticas -Emily estudió Literatura en la Universidad de Oxford aunque iba para anarquista- y poseen la doble nacionalidad angloamericana. Ahora, mientras la primera es uno de los personajes más fieles a la bandera de todo el elenco, Mortimer reconocía en una entrevista que el único motivo por el que accedió a convertirse en ciudadana estadounidense fue por pagar menos impuestos. De todos modos, ambas alzan la voz por igual en contra del Tea Party cuando toca.

Aunque la moda no esté presente de facto en la serie más que a través de la compañera de piso de Alison Pill, que trabaja en una boutique multimarca (el guión incluye en este marco una jocosa mención al asunto Galliano): el buen gusto a la hora de vestir de McKenzie no ha pasado desapercibido. En este sentido, Mortimer es imagen de la firma británica LK Bennett de cara a este otoño-invierno y hace unos días la veíamos sentada en el front row del desfile de Jason Wu en Nueva York.

Jane Fonda vendría a ser en este engranaje la Anna Wintour del Diablo viste de Prada, aunque el personaje de Leona Lansing la sitúe más cerca de Rupert Murdoch. Su corporativismo bebe así inevitablemente de su matrimonio de 10 años con Ted Turner, media mogul, fundador de la cadena internacional de noticias CNN.

munnkinnaman

Olivia Munn visita el show de David Letterman para presentar su nueva película "The Babymakers".

Foto: GTresonline

De Olivia Munn nos enterábamos este verano que es pareja oficial del placer culpable en la serieThe Killling: Joel Kinnaman. Y es que desde que forma parte del elenco de The Newsroom no solamente su vida amorosa ha pegado un salto importante. Su carrera cinematográfica ha sido siempre bastante irregular y durante un tiempo fue más conocida como presentadora y chica de calendario que como actriz. Justo antes de ser escogida para interpretar a Sloan Sabbith se había hecho un hueco en la parrilla televisiva con una comedia coral que finalmente hizo aguas. Uno de los puntos en común literales con su personaje de ficción es que ambas hablan japonés con fluidez. Así lo demuestra Sloan en el sexto episodio y su pronunciación es tan correcta como que Olivia, de ascendencia china, lo aprendió al pasar parte de su infancia en Tokio.

Alison Pill, la asistente que llega a productora en un tris, es mucho más activa en Twitter en su vida real que en la serie - Dev Patel se ocupa de esos menesteres en las News Nights With Will MacAvoy-  y allí se despacha contra Romney con la misma fruición con la que le declara abiertamente su amor a Michelle Obama. Y eso que en su pasaporte pone que es canadiense. 

Etiquetas:

Básicos

Facebook