Maquillaje de los años 20 vs el minimal del S. XXI

Los expertos nos dan las claves para reproducir el look de Daisy Buchanan, el personaje que interpreta Carey Mulligan en la película.

carey 1

 

Foto: Getty

Los expertos nos dan las claves para reproducir el look de Daisy Buchanan, el personaje que interpreta Carey Mulligan en la película.

Maquillaje a ritmo de jazz

1. Labios nude. “La trama tiene lugar en los años 20, pero el maquillaje se ha modernizado y adaptado”, asegura Gato, maquillador oficial de Maybelline. Un buen ejemplo son los labios. “Entonces arrasaban los tonos intensos y se llevaban las bocas piñón: la forma del labio era muy diferente. Se trataba de empequeñecerlo”. ¿Cómo? “Se marcaba el arco de cupido; es decir, la zona central del labio superior, de un modo muy exagerado. Y se dramatizaba el dibujo que va en línea descendente hacia las comisuras”, añade el profesional. Sin embargo, en la película, los labios se dejan casi al natural: en tonos nude o rosa palo.

2. Ahumado marrón. ¿Y qué hay de la mirada? “En aquella época, se aplica el khol de manera muy desenfadada: en el párpado superior y bajo la línea de las pestañas”. El efecto era muy dramático. “En el filme, se ha apostado por un ahumado en color marrón y en degradado hacia hacia las cejas”. Otro truco: “El párpado superior de la actriz se monta encima del ojo; para aligerarlo, lo suyo es mantener la forma natural de la ceja y alargarla un poco hacia abajo”.

3. La palidez es la protagonista.
Estar morena era impensable, significaba que se trabajaba bajo el sol. “Para lograr una piel nívea y casi transparente, se han usado bases frescas y naturales”, afirma Gato. En cuanto al colorete, es casi imperceptible. “El rostro de la actriz es poco anguloso y pequeño, necesita que esa zona esté iluminada y despejada”.

4. Rubio extremo. “Para reproducir el color de la melena, proponemos usar diferentes volúmentes de oxidantes. Así se obtiene un rubio más natural”, sugiere Patrick Phelippeau, director de peluquerías Jean Louis David. “Es difícil mantener este tipo de tinte porque el crecimiento de raíz se nota en seguida... Es necesario acudir a la peluquería cada tres semanas”, añade el experto.

5. Un corte revolucionario. Después de la Primera Guerra Mundial, los roles y los códigos mutaron. “Y la mujer se cortó el cabello”, explica Phelippeau. En los años 20 arrasaron los looks andróginos. “El peinado de Mulligan es un corte cuadrado, con adaptaciones en la nuca”. Eva Ruíz, directora técnica de la Peluquería Dessange en Madrid, nos da más claves. “Este look se caracteriza por las líneas retas en la parte frontal y los laterales. Los accesorios son obligatorios. Ayudan a potenciar el corte; se pueden poner en el flequiillo o en los laterales, sin casi tocar el peinado. La patilla va hacia arriba y se consigue con la dirección del corte”.

carey

 

Foto: Getty

Un look sin estridencias

Pelo suelto, raya en medio, labios muy rojos y pestañas postizas son las claves de Carey Mulligan sobre la alfombra roja.

1.  Boca generosa. La londinense ha agrandado sus labios con un perfilador y una barra de labios. Una recomendación: lo suyo es exfoliar primero, hidratar con un bálsamo después y aplicar un poco de base de maquillaje antes del labial. Así se fija el pigmento y dura más.

2. Cejas masculinas. Lo andrógino es tendencia. La intérprete de 27 años apuesta por perfilar únicamente el final de sus cejas; en su nacimiento, las deja al natural. Baltasar González, director artístico de MAC para Europa, nos dice cómo conseguir las cejas de Mulligan: “Se elige un tono de lápiz parecido al del cabello. Se rellenan hasta dejar un velo suave, nada intenso. Y se fijan con un gel especial. Para terminar, se deben peinar hacia arriba”.


3. Pestañas XXL. La famosa luce unos postizos en las pestañas superiores. “Se tardan al menos media hora en poner. Aplicar unas pestañas postizas no es fácil; se trata de un trabajo minucioso. Afortunadamente, los adhesivos son hoy mucho mejores que hace cinco años y no se suele notar el punto de adhesión”, afirma Elena Comes, directora del centro de belleza Le Petit Salón: Almagro, 15. 28010. Madrid. 913 196 751.

4. La melena tiene truco. ¿Cómo ha pasado de un cabello corto a un pelo tan largo? Carey Mulligan ha sido paciente: ha dejado que le crezca el pelo, pero no el flequillo que sigue luciendo corto. ¿Y, cómo se las ha ingeniado para disimularlo? La actriz inglesa se ha peinado con la raya en medio y ha escondido el flequillo pegándolo bien a la cabeza. 

5. Un rostro 3D. “El iluminador en la barbilla, la frente, el puente de la nariz y la parte superior de los pómulos y los párpados sirve para dar un efecto de tridimensionalidad”, explica Junior, maquillador de Dior. Para conseguir esta mirada despejada, no hacen falta casi productos. “No es preciso definir el ojo; es decir, se debe prescindir de cualquier tipo de lápiz o de eyeliner. Una simple sombra de ojos irisada y una máscara de pestañas son suficientes”, asegura el profesional.

carey

 

Foto: Getty

Comentarios

8

Deja un comentario

  • 8

    GEMA

    27 de mayo 2013 | 18:21 h.

    Me quedé decepcionada con los labios, los tonos nude le dan un aspecto enfermizo. La música de la película no muy acertada.Por lo demás me gustó .Leonardo, bien, me lo llegué a creer por momentos.

  • 7

    Mary

    17 de mayo 2013 | 14:27 h.

    Uf....en serio, me gusta SModa, pero el maquillaje de los años 20 se componía principalmente de una boca vistosa, roja o granate, y unos labios en tonos humo o con khol. Es cierto, que Carey lleva unos tonos más nude, pero de acuerdo a nuestra época, para que la película sea estéticamente mas vendible, pero las mujeres no iban asi.

  • 6

    Mariana

    17 de mayo 2013 | 00:38 h.

    Anna Karenina, El Gran Gatsby... Muchas de las películas con ambientación de época que se están estrenando últimamente son chirriantes con respecto al rigor histórico del vestuario. Sé que en algunos casos estos cambios son una elección voluntaria de quienes proyectan la vestimenta de la película, pero a mí me da un poco de rabia... Parece que se está perdiendo algo, que la relación de los personajes con el momento histórico en el que los enmarcan queda reflejada de un modo raro.

Básicos

Facebook